Puerto Rico noquea a Venezuela por regla de misericordia

El dominio fue absoluto de los puertorriqueños que no dieron oportunidad alguna a su rival.
El festejo de los puertorriqueños con el triunfo. (Foto: Imago7)
 El festejo de los puertorriqueños con el triunfo. (Foto: Imago7)
  • Los boricuas abusaron de Venezuela y este sábado, el actual Subcampeón se medirá a México
Guadalajara, Jalisco -

Puerto Rico impuso sus condiciones de principio a fin. El último subcampeón del Clásico Mundial de Beisbol dejó tendido en el campo a la Selección de Venezuela, en el debut de ambos cuadros en esta edición, al derrotarlo por 11-0 y aplicarle la regla de misericordia, en un duelo dominado en absoluto por la sólida defensa de Puerto Rico, un imponente pitcheo de Seth Lugo y sobre todo, la indomable ofensiva boricua.

El Clásico Mundial de Beisbol se juega con el reglamento de la Federación Internacional de Beisbol, en el cual se establece la regla de misericordia, la cual consiste en que un equipo que establezca una diferencia de diez carreras o más en el marcador durante el juego, en ese momento se determina en automático la victoria para el que apalea en el marcador.

La victoria quedó enmarcada por el gran trabajo en la lomita del lanzador de los Mets, Seth Lugo, quien en cinco entradas y un tercio solamente permitió un hit, no entregó ningún pasaporte y colaboró con tres chocolates.

Los isleños se perfilan ahora, como un dolor de cabeza serio para la novena mexicana, a la cual se enfrentarán este sábado en el duelo estelar de la cartelera, que tendrá a Italia y Venezuela como teloneros, en el parque de pelota Charros de Jalisco de Zapopan.

Eddie Rosario conectó en la tercera entrada, un batazo profundo al jardín izquierdo que le permitió llegar hasta la antesala, y en el turno siguiente, un fly de sacrificio de TJ rivera impulsó la carrera de la quiniela de los boricuas. La ventaja se amplió para Puerto Rico, pues a Félix Hernández se le complicó el panorama y se encontró con la casa llena, lo cual le costó abandonar la lomita, antes de cumplir los 65 lanzamientos reglamentarios. En el relevo, Gregory Infante apagó el fuego.

De destacar la gran labor en la lomita de Seth Lugo, Puerto Rico parecía perder el control de la situación, con Giovani Soto en el relevo. Se le llenaron las bases con dos outs, pero logró controlar la situación en la parte alta del sexto inning.

La respuesta no se hizo esperar por el cuadro boricua. En la parte baja, Carlos Correa pegó un “vuelacercas” por el jardín central, marcando la segunda carrera. En el mismo episodio, con Carlos Beltrán embasado, Yadier Molina se encargó de conectar otro palo de vuelta entera por el jardín derecho, decretando el marcador de 5-0.

La séptima entrada fue de un rally de seis entradas, donde Venezuela terminó tendido en el campo. Carlos Beltrán empujó con un sencillo a Carlos Correa hasta la registradora. Después, con un sencillo de Javier Baez, fue Beltrán quien pasó por home, anotando la séptima carrera.

Luego, un doblete de Eddie Rosario empujó a Yadier Molina y Javier Baez hasta lo que significaba quedar a una carrera de sentenciar la historia.

TJ Rivera liquidó la historia, con un cuadrangular productor de dos carreras más, y fulminando de inmediato en siete entradas completas, el trabajo de Venezuela, de quien se esperaba mucho más en el debut del certamen, pero que pone a Puerto Rico como claro contendiente a robar en el grupo, y pelear por el título de nueva cuenta.

El experimentado as de los Marineros de Seattle, Félix Hernández, fue el pitcher perdedor, mientras que Seth Lugo se anotó la victoria.

De destacar la labor de Eddie Rosario, a la ofensiva boricua, quien se fue de 4-3: un sencillo, un doblete y un triple, dos carreras anotadas y dos impulsadas más.

Score 1 2 3 4 5 6 7 8 9 C H E

Venezuela 0 0 0 0 0 0 0 x x 0 3 1

Puerto Rico 0 0 2 0 0 3 6 x x 11 10 0

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×