Alternativas a los geles energéticos

La alimentación es parte del entrenamiento, por eso debes darle la importancia que requiere.
Ciudad de México -

La alimentación es parte del entrenamiento, por eso debes darle la importancia que requiere. Si vas a improvisar a la hora de la competencia, puede ser que tu estómago te lo reclame.

Nuestra principal fuente de energía para correr son los hidratos de carbono, mejor conocidos como carbohidratos o azúcares. Sin embargo, es necesario que “entrenes” a tu cuerpo a almacenarlos y a utilizarlos como gasolina. Todo el periodo de entrenamiento te servirá para identificar con qué alimentos te sientes mejor, cuáles te dan más energía y te caen bien, y qué es lo que de plano no toleras.

Muchos corredores tienen problemas con los geles energéticos: dolor de estómago, inflamación, pesadez y, en el peor de los casos, diarrea. Si tú eres uno de ellos o simplemente quieres buscar otras opciones incluso más económicas, hoy te contaré sobre ellas. Pruébalas en tu entrenamiento y decide cuál te conviene más, así el día de tus 21 ó 42 Kms, ya tendrás lista tu estrategia.

1. Gomitas de dulce. Las puedes comprar en la tiendita, no son caras, y contienen el tipo de energía que queremos: azúcar tal cual. Son prácticas porque no pesan, ni se pegan. Además podrás recordar tu infancia.

2. Miel. La miel contiene dos tipos de carbohidratos: fructosa (el azúcar de las frutas) y sacarosa (del tipo del azúcar blanca). A la hora del entrenamiento es mejor combinar las dos opciones, ya que si solo consumes sacarosa, llega un momento en que tu cuerpo se satura y ya no la puede absorber más, por eso la miel es excelente gasolina para correr.

3. Papillas de fruta. Así como si fueras bebé. Las papillas son literalmente la pulpa de la fruta y además aportan las vitaminas y minerales de la misma. Contienen fructosa y además caen muy bien al estómago. Por ejemplo: una papilla de plátano será mucho más fácil de digerir y menos pesada que si te comes el plátano completo.

4. Cuadritos de amaranto. El amaranto contiene carbohidratos de alto índice glucémico, es decir, que nos disparan rápidamente el azúcar en sangre. Para correr necesitamos azúcar al instante, ¡no queremos fibra! De lo contrario, a nuestros músculos les costará más trabajo llegar al azúcar. Además aporta vitaminas: calcio, hierro, ácido fólico y vitaminas del complejo B, entre otras.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas