Cuando Oribe anota, América gana casi todo

El delantero mexicano traduce sus goles en triunfos para el cuadro azulcrema.
Peralta le anotó un doblete a Cruz Azul en el Azteca el sábado pasado.
 Peralta le anotó un doblete a Cruz Azul en el Azteca el sábado pasado.  (Foto: MexSport)
  • Un gol de Peralta significa triunfo azulcrema el 83% de las veces
  • Sus goles han significado más de 40 puntos en cinco torneos para América
Ciudad de México -

Oribe Peralta es sinónimo de triunfo en América. El delantero de las Águilas y de la Selección Mexicana se ha convertido en un elemento determinante pues cuando anota, el cuadro azulcrema prácticamente garantiza el triunfo.

Desde su llegada para el Apertura 2014, el Hermoso se convirtió en el hombre gol para América y después de casi seis torneos disputados, sus 41 goles en Liga han significado una gran cantidad de puntos y de resultados positivos, por lo que el hecho de que haya despertado el sábado pasado ante Cruz Azul es un gran aliciente para la segunda parte del torneo azulcrema.

Y es que cuando Oribe Peralta festeja, América también lo hace. Los goles del delantero mexicano han derivado en 44 de los 155 puntos de las Águilas en poco más de cinco torneos y aunque no para todos ha sido determinante, sí ha contribuido para encaminar victorias o sentenciar goleadas.

Los 41 goles que ha marcado en la Liga MX con la playera del América han sido en 33 partidos. De esos encuentros en los que Oribe ha marcado, América ha ganado en 27, es decir, el 83 por ciento, una cifra muy alentadora para la producción de los goles que tiene el seleccionado nacional.

Solo en seis encuentros en los que Peralta anotó (dos empates y cuatro derrotas) América no se llevó el triunfo.

Además, Oribe ha anotado ya en una final (vs. Tigres Apertura 2014 para el 3-0), una semifinal (vs. Necaxa Apertura 2016 para el 2-0) y en dos cuartos de final, ambos ante Chivas y con goles que se han significado el eliminar directamente al acérrimo rival azulcrema.

Su mejor torneo ha sido el Clausura 2016 cuando anotó 10 goles en la misma cantidad de juegos, mismos que significaron 13 puntos para América y con un saldo de nueve triunfos y solo un empate.

Esos números significan auténtica esperanza para un América que tuvo un inicio titubeante en el Clausura 2017 pero con nueve partidos por delante que podrían ponerlo en la Liguilla, lugar en el que ha estado los últimos cinco años de forma ininterrumpida.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×