Los dulces recuerdos de Pumas vs. América en CU

Del 2000 a la fecha, Pumas solo le ha podido ganar cinco veces en el Olímpico Universitario al América.
En el A2003 apareció el nuevo ídolo: Kikín Fonseca.
 En el A2003 apareció el nuevo ídolo: Kikín Fonseca.  (Foto: Mexsport)
  • Pumas le gana poco al América en el Olímpico Universitario, pero cuando lo logra es de forma memorable
Ciudad de México -

Del 2000 a la fecha, Pumas solo le ha podido ganar cinco veces en el Olímpico Universitario al América; cuatro en temporada regular (Verano 2000, Apertura 2003, Apertura 2009, Apertura 2011) y una en liguilla (Apertura 2014). De esas cuatro victorias, dos han sido memorables para la afición universitaria.

KIKÍN Y SU PRIMERA HAZAÑA

Era la fecha 1 del Apertura 2003, Pumas recibía al América en encuentro que se jugó de noche. El partido inició con un equipo local aplastando a unas Águilas que no vieron ni por dónde les habían pasado con una ventaja de tres goles; uno de Verón, autogol del arquero Alberto Becerra y otro más de Jaime Lozano.

Todo era felicidad para Pumas, pero una reacción llena de gallardía de las Águilas, los llevó al empate 3-3 en el segundo tiempo, gracias a los goles de Sergio Blanco, Pavel Pardo y Ricardo Rojas; ante ello, el estadio enmudeció.

Pero en tiempo agregado, apareció el nuevo ídolo: Kikín Fonseca, quien clavó un cabezazo para el cuarto gol.

"Imagínate la emoción de la afición por cómo se había dado el partido. Mi emoción también, por haber entrado de cambio y por haber hecho la diferencia en un partido trascendental para el equipo, para la afición y también a nivel personal para ganar confianza y credibilidad al anotar en un clásico", recordó el Kikín en entrevista con Mediotiempo.

Al minuto 92' y con diez minutos en la cancha, conectó un cabezazo dentro del área tras un centro de Ailton, para sentenciar el 4-3 final, con un Olímpico entregado y desbordado por la afición Puma.


"Por como fue el partido, no fue un gol más, fue un gol que trascendió y más cuando hay un marco como ese. Me tocó estar ahí, fue increíble, la afición estaba emocionada, fue muy emotivo ese partido. Está entre los más emotivos de mi carrera", agregó Fonseca.

TOPO, VILLANO; BRAVO, EL SALVADOR

Tuvieron que pasar seis años para que los universitarios vivieran otro triunfo de esa intensidad. Fue en la jornada 15 del Apertura 2009, Pumas estrenaba uniforme de gala con el puma enorme en el pecho y las cosas iban muy bien con dos goles de Darío Verón.

Pero en la parte complementaria, apareció Salvador Cabañas. El Mariscal se mandó dos grandes goles, sobre todo uno de tiro libre que dejó viendo visiones a todo el estadio. Partido empatado a dos y de nuevo, la tensión al máximo.

Parecía que el partido terminaba en empate, pero en tiempo agregado, un penal del Topo Valenzuela al 91', significó la derrota de las Águilas. Martín Bravo, que llevaba cinco minutos en el campo luego de entrar de cambio por Paco Palencia, cobró la pena máxima y venció a Ochoa para decretar el 3-2 final.

Así, Pumas buscará el próximo domingo hacer respetar su casa frente a las Águilas, toda vez que desde hace casi tres años, no le gana al América en el Olímpico Universitario.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×