Con nuevo presidente, se consolida Superliga del futbol argentino

La AFA seguirá teniendo a su cargo la designación de los árbitros, las sanciones y la inscripción de los jugadores.
 El futbol argentino sufrirá una reestructuración.  (Foto: Getty)
Buenos Aires, Argentina -

A partir de la designación de su nuevo presidente, el empresario Mariano Elizondo, la Superliga del futbol argentino terminó de conformarse y comienza a delinear el próximo torneo de primera división, con las necesidades financieras de los clubes como telón de fondo.

La Superliga es la nueva estructura que gestionará la primera división, desde el armado de torneos hasta la generación de recursos para los clubes, pero manteniéndose dentro de la órbita de la Asociación de Futbol Argentino (AFA).

Elegido la noche del viernes por cuatro años como presidente rentado del comité ejecutivo de la Superliga, Elizondo, de 44 años, es un especialista en marketing y administración de empresas, con amplia experiencia en los mercados internacionales de derechos audiovisuales.

ExCEO del Grupo Indalo (multimedios, petrolera, constructora), fue durante mucho tiempo mano derecha de Marcelo Tinelli, el popular animador de TV y exvicepresidente de San Lorenzo.

La AFA seguirá teniendo a su cargo la designación de los árbitros, las sanciones y la inscripción de los jugadores, mientras que la Superliga organizará los torneos y conseguirá spónsors, en función de su principal objetivo que es aumentar la generación de recursos.

Los clubes de primera división mantienen una deuda por 660 millones de pesos (unos 41 millones de dólares) con la AFA, cuyo presidente Claudio Tapia se encuentra acompañando a la selección albiceleste que disputa amistosos de fecha FIFA en Australia (con triunfo sobre Brasil 1-0, el viernes) y en Singapur (el martes ante el local).

"Vamos a trabajar con gente dedicada el 100% del tiempo a mejorar los ingresos, a controlar los presupuestos, a tratar de mejorar todo lo que tiene que ver con el fútbol de primera división", dijo Elizondo.

El nuevo presidente de la Superliga aspira a aplicar un 'fair-play financiero', que prevé un castigo a los clubes endeudados en relación a los que tienen sus cuentas al día, "para garantizar la competitividad", dijo.

La Superliga se propone reducir en cuatro años la primera división a 22 clubes, de los 30 equipos actuales. El próximo certamen ya serán 28.

Está previsto que el primer campeonato de la Superliga se juegue entre agosto de 2017 y mayo de 2018, en 28 fechas y en una sola rueda, todos contra todos. Contará además con una fecha de 'clásicos' que sí serán de ida y vuelta como actualmente.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×