Verdirame y Bato, argentinos leyendas del clásico que se quedaron en Monterrey

Marcaron época en los derbis norteños con Tigres y Rayados, y ambos fueron adoptados de manera definitiva en la Sultana.
Leyendas de los Clásicos regios que se quedaron en Monterrey
Monterrey, Nuevo León -

Dentro de la historia del Clásico Regio, los nombres de Osvaldo Batocletti y Sergio Verdirame, están ligados a Tigres y Rayados, respectivamente, como dos argentinos que llegaron desde Sudamérica para marcar una época defendiendo las playeras de los felinos y los albiazules.

Bato, a finales de los 70’s y principios de los 80’s, formó parte de la primera era dorada de Tigres en la que los universitarios ganaron sus dos primeros títulos de Liga y en la que disputó 15 derbis, de los que solamente perdió uno.

Mientras que el Pibe visitó la playera a rayas en los 90’s, fue un especialista en los duelos fraternales al mantenerse invicto en las 11 ediciones que disputó, con un saldo de nueve triunfos y dos empates. Además, ayudó en la conquista del primer título internacional de la Pandilla, la Recopa de la Concacaf de 1993.

Ambos exjugadores, nacidos en la tierra del tango llegaron a la Sultana del Norte y tras un paso destacado en sus respectivos clubes, decidieron quedarse de manera definitiva en la ciudad donde cosecharon los mayores logros de su carrera y compartieron sus recuerdos con Mediotiempo.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×