Mexicanos toman como aperitivo el Brasil de Ney antes de seguir con el Tri

Los aztecas no se quisieron perder la posibilidad de ver al brasileño en vivo en San Petersburgo antes de seguir con la gira en Rusia con México.
Aficionados mexicanos hicieron escala en San Petersbugo para ver a Brasil
Estadio San Petersburgo -

No es la estación de trenes, ni el Aeropuerto de alguna ciudad rusa, pero los mexicanos hicieron escala en San Petersbugo antes de seguir con la actividad del Tri en la Copa del Mundo de Rusia 2018.

¿La razón? Después de ver el histórico triunfo de México ante Alemania en Moscú, los aficionados aztecas decidieron tomar como aperitivo el partido de Brasil ante Costa Rica, para ver de cerca a la estrella Neymar.

“¿Cómo que perdidos? Haciendo tiempo para Rostov mañana, después de este partido me voy al aeropuerto”, dijo Luis González, aficionado mexicano nacido en Tijuana, Baja California, pero viviendo en San Diego.

Sombreros charros, playeras del Tri, banderas y hasta máscaras fue parte de lo que se vio entre el mar de gente que se acercaba presurosa al Estadio San Petersburgo para ingresar y ver el duelo previo a seguir con la gira de México por Rusia.

Casi todos llegaron a este partido después de ver el histórico triunfo ante Alemania en el Estadio Luzhniki de Moscú.

“Es mi primer Mundial. Un sueño hecho realidad, y deja de eso, lo que pasó ese día nadie te lo cuenta y nadie te lo puede describir, si no fuiste a ese partido no sabes la sensación, hombres grandes, adultos”, agregó González, quien dejó a su esposa e hija en México para cumplir su sueño.

Por su parte los hermanos Rivero de Aguascalientes no estarán mañana en Rostov por falta de tiempo, ya que el tren gratuito hace alrededor de 36 horas, pero están listos para apoyar a México ante Suecia el 27 de junio.

“Venimos a darnos la vuelta aquí a San Petersburgo y venimos a apoyar aquí a Brasil, pero mañana ganamos ante Corea. Nosotros vamos hasta Ekaterimburgo”, comentó Diego Rivero.

Su hermano Luis, reconoció el gasto importante que le generó estar viviendo el Mundial en Rusia, para lo que tuvo que ahorrar cerca de tres años.

“La verdad es un gasto fuerte, pero gracias a Dios se puede llevar a cabo, yo le recomiendo a la gente que tiene ese sueño que lo realice, porque uno nunca sabe cuándo puede pasar algo”, reconoció.

“Aproximadamente tres (años ahorrando). Iba haciendo alcancía, iba juntando dinerito, mi aguinaldo.

Los hermanos Rivero viven junto a su amigo, David Medina la euforia mundialista, a donde llegaron tras un largo viaje que comenzó en Aguascalientes y siguió con escalas en la Ciudad de México, Cancún y París, para terminar en Moscú.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×