Cuando el Valencia quiso comprar a CR7 y pagar con el DT de Rayados

El portugués debutará con la Juventus en Champions este miércoles frente al equipo naranjero, que estuvo a punto de comprarlo en 2003 por solo cinco millones de euros.
 El Valencia desaprovechó su oportunidad de fichar al astro portugués en 2003.  (Foto: Getty)
Ciudad de México -

Los derechos de Cristiano Ronaldo hoy rondan los 100 millones de euros pero hubo un día en que el Valencia lo pudo comprar en tan solo cinco.

El debut del portugués este martes en Champions con la Juventus implica no solo dejar de verlo con la camiseta del Real Madrid, sino el enfrentamiento contra el club que desaprovechó su momento para adquirirlo y que, cuando se sintió en desventaja, agregó a la oferta a Diego Alonso, hoy entrenador de Rayados.

Todo sucedió hace 15 años, cuando CR7 en 2003 era un joven de 17 años que iniciaba su carrera en el Sporting de Portugal. Desde su primer año despuntaba como la gran joya lusa, lo que hizo que directivos del Valencia viajaran al Torneo de Toulón, donde quedaron maravillados por la habilidad del delantero.

Los enviados del cuadro Che coincidieron con Jorge Mendes, representante de Cristiano, quien les garantizó que podían fichar al jugador por 5 millones de euros, con el 30 de mayo de aquel año como fecha límite.

Sin embargo, pese a que había accionistas del Valencia dispuestos a poner dinero de su bolsa para el fichaje, este no fue posible por la indecisión en la dirigencia, enfocada en las elecciones internas.

“Yo ya no estaba en el Consejo pero tenía una gran relación con el abuelo. Hablamos de Cristiano y estábamos de acuerdo en que, si el club no podía, lo comprábamos nosotros y se lo cedíamos al Valencia. Pero todo quedó en nada, llegó el Manchester, pagó el triple y se lo llevó sin siquiera negociar”, recordó hace unos años al diario Superdeporte el ex consejero del Valencia, José López Lluch, en relación a una charla que tuvo con el entonces máximo accionista del club, Bautista Soler.

El tiempo se le había pasado al Valencia porque poco después del intento valenciano, el Sporting enfrentó al Manchester United en un amistoso. Ello bastó para que los ingleses ofrecieran 14 millones de euros.

Ante ello, el Valencia incrementó su oferta, de cinco solo pasó a seis millones de euros más su entonces atacante, Diego Alonso, actual entrenador de Rayados.

El Valencia no tenía en el plantel al uruguayo esos días, pero sí era dueño de sus derechos, pues tras contar con él en la Final de Champions que perdieron frente al Madrid en 2000, lo prestaron a Atlético de Madrid, Racing y Málaga.

Después pasó por el Murcia y llegó a Pumas, equipo que le dio entrada al futbol mexicano, desde donde recordará el día en que pudo ser parte del pago por Cristiano Ronaldo, quien no solo no aceptó la oferta sino que luego en España le marcó 15 goles al Valencia.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×