Con 14 años, Uruguay tiene un 'Ángel del arco' en el Mundial Femenil Sub-17

La jugadora es la más pequeña de la selección charrúa y nació en Estados Unidos.
  Jennifer Sosa fue descubierta gracias a los videos que su padre subía a su pagina de Facebook.  (Foto: FIFA)
Ciudad de México -

Hija de migrantes, Jennifer Sosa protagoniza una de las tantas historias que conforman el Mundial Femenil Sub-17 en Uruguay. Con apenas 14 años, la apodada "Ángel del arco" por su papá es la más pequeña del cuadro sudamericano que busca hacer en casa su mejor papel en la historia de la justa mundialista.


La vida de la arquera no ha sido fácil, a sus nueve años lo perdió todo. Un incendió dejó a su familia sin hogar y les obligó a refugiarse en un albergue del que a los seis meses lograron salir para empezar con su fascinación al futbol gracias a su progenitor.

“Estábamos por acostarnos a dormir y vimos humo por debajo de una puerta. La casa se estaba prendiendo fuego y no tuvimos tiempo de hacer nada. Quedamos en la calle y nos llevaron a un refugio en el que te ayudan a encontrar hogar. Algunos demoran años en salir, pero a nosotros nos llevó solo seis meses. Tuvimos mucha suerte”, dijo para entrevista a FIFA.

Su llegada al combinado Sub-17 se dio cuando tenía 13 años y gracias a la intervención, nuevamente, de su padre. Él creo una página de Facebook para presumir las habilidades de su pequeña y así recibió el llamado para pisar por primera vez la tierra de sus padres.

De inmediato, Jennifer se aprendió el himno nacional uruguayo y el idioma español, pues su educación había sido en Bronx.
“Papá me dijo que, para ser como las otras chiquilinas y totalmente uruguaya, debía aprenderlo. Así que lo practicaba en todos lados”.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×