Sin Cristiano, Portugal avanza al Final Four en la Liga Naciones

Los lusitanos llegaron a siete puntos para consolidarse como el líder del Grupo 3 tras empatar a cero con Italia.
 Así se vivieron las acciones del partido  (Foto: AFP)
Estadio Giuseppe Meazza -

Portugal se metió al Giuseppe Meazza para sacar un valioso empate 0-0 ante Italia y así llegar a siete puntos para ser inalcanzable dentro del Grupo 3, con lo que logró su pase al Final Four dentro de la Liga Naciones UEFA, pero volviendo a extrañar a Cristiano Ronaldo, pues fueron superados durante gran parte del cotejo.

La escuadra Azzurri dominó de principio a fin los primeros 45 minutos del encuentro, los pupilos de Roberto Mancini sorprendieron con su propuesta agresiva en el terreno de juego, ejerciendo una presión alta y provocando errores en la salida del rival.

Apenas a los cinco minutos del partido, Lorenzo Insigne sacó un disparo de media distancia que Rui Patricio rechazó a dos manos y en el contrarremate, Ciro Immobile falló increíblemente al mandar la pelota por encima, dejando escapar el gol para Italia.

Los italianos mantuvieron su asedio a tal grado que el guardameta Rui Patricio fue el mejor hombre de su escuadra en el primer tiempo y al 35’ evitó otro intento de peligro, cuando Immobile recibió una pelota filtrada y al ingresar al área, el portero del Wolverhampton volvió a tapar la esférica.

Un minuto más tarde, Leonardo Bonucci mandó un remate de cabeza que pasó rozando el poste izquierdo, por lo que Portugal volvió a salvarse de la anotación en contra y el descanso llegó sin movimiento en el marcador.

Fue hasta el minuto 73 que los lusitanos dieron señales de vida en el partido, complicando la salida de Italia y cuando Joao Mario sacó un disparo de media vuelta sobre la portería de Donnarumma, quien hasta entonces había tenido un día de campo.

Al 76’ el guardameta del Milán realizó una gran atajada a un remate de zurda de William Carvalho, quien prendió la esférica tras un rebote en el área, pero Donnarumma se tendió a su derecha y a una mano mandó a tiro de esquina.

En la recta final el encuentro estuvo para cualquier lado, sin embargo ni portugueses, ni los Azzurra tuvieron la contundencia necesaria para que se hiciera presente el invitado de honor y al silbatazo del árbitro Makkelie, la paridad sin goles quedó como el resultado definitivo.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×