Manchester United llega a su cuarta Final europa

El Manchester United llega a su cuarta Final de la Copa de Europa, ante el Barcelona de Pep Guardiola ,en un momento inmejorable para su entrenador, que acaba de ganar la Premier por tercera...
 El Manchester United llega a su cuarta Final de la Copa de Europa, ante el Barcelona de Pep Guardiola ,en un momento inmejorable para su entrenador, que acaba de ganar la Premier por tercera temporada consecutiva.  (Foto: Reuters)
(Reuters) -
  • Llegan como Campeones de la Premier

El Manchester United llega a su cuarta Final de la Copa de Europa, ante el Barcelona de Pep Guardiola ,en un momento inmejorable para su entrenador, que acaba de ganar la Premier por tercera temporada consecutiva. Los "Diablos Rojos" viajan a Roma con el objetivo claro: defender un trofeo que la temporada anterior arrebatan al Chelsea en un trepidante (y dramático) partido disputado en Moscú. Con el Barça, Campeón de la Liga Española, ya se midió en 1991, en Rotterdam, en la Final de la Recopa de Europa, un duelo que remató con victoria el club inglés por 2-1. Aquel resultado constituyó el primer éxito europeo del balompié inglés desde que la UEFA levantara al futbol británico la prohibición de jugar en Europa debido a la tragedia de Heysel del 29 de mayo de 1985. La escuadra de Old Trafford ha demostrado que sale a ganar en las finales. En la campaña del 1967-1968, el United se enfrentaba al Benfica de Eusebio en la decimotercera edición de la entonces llamada Copa de Campeones, organizada por la UEFA. El vencedor fue el conjunto inglés de Charlton y Best, que se impuso a su adversario luso por un contundente 4-1. El segundo gran éxito del club en la Champions se produjo en una campaña mágica para la plantilla del escocés Ferguson, que se metía en el bolsillo el famoso "trébol" (1998-99). Fue, según se recuerda en este país, la mejor temporada de un equipo de futbol inglés. Ese Manchester demoledor de David Beckham se convirtió en el primer y único conjunto que ganaba la Liga, la Copa de Inglaterra y la Liga de Campeones de la UEFA en el mismo curso. El "míster" escocés comentó en su día que lo más complicado fue proclamarse vencedores en el torneo doméstico (la actual Premier), que ganaron matemáticamente en la última jornada de curso tras derrotar al conjunto londinense Tottenham Hotspur (2-1). En la Final de la Copa de Inglaterra (la FA Cup), los pupilos del escocés eliminaban al Newcastle United con dos goles que firmaban entonces Teddy Sheringham y Paul Scholes, que aún continúa siendo una de las piezas más sólidas y duraderas de ese equipo. En la hoy llamada Champions League, el Manchester tuvo que disputarse la Copa con el Bayern Munich en la que se sigue considerando una de las mejores finales que se han librado en la historia de este deporte. No es para menos. El United perdía tras haber encajado un gol de lanzamiento de falta de Mario Basler en el minuto 6; y el Bayern estrellaba dos tiros en los postes de la portería que entonces protegía Peter Schmeichel. Aún así, la formación británica se las arregló para remontar y marcar dos goles consecutivos en los últimos tres minutos del partido. Sheringham rubricó el primer tanto, y el segundo lo firmó el noruego Ole Gunnar Solskjær. Ambas acciones fueron remates a dos córner que lanzaba David Beckham. Tras ese partido, Ferguson recibió la Orden del Imperio Británico, que le concedió la Reina de Inglaterra, Isabel II, por la contribución del veterano "míster" al futbol inglés. La siguiente Copa europea le llegó a este club en una Final "británica" que libró ante un Chelsea que entrenaba el técnico israelí Avram Grant, un personaje poco popular entre la afición "Blue". Fue en Moscú, y se decidió en una vertiginosa tanda de penaltis, tras el 1-1 final (obra de Cristiano Ronaldo y de Frank Lampard). Uno de esos disparos lo falló el Capitán del Chelsea, un John Terry que lloró desconsolado al darse cuenta de que su error daba el trofeo al conjunto rival (6-5). La próxima semana, el United, que acaba de asegurarse el título de Liga al lograr el punto que le faltaba (con un 0-0 ante el Arsenal), afronta otro gran reto europeo ante otro adversario peliagudo, un Barcelona arrollador. Seguramente, otra gran final para la historia del futbol.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×