Me da igual perder 1-0 que 8-0: DT del Malmö

Age Hareide, técnico que vivió su último día en el Malmoe, reconoció que es doloroso ser goleado pero que le daba igual caer 1-0 que 8-0 ante el Real Madrid, sin conseguir el objetivo de puntuar...
Age Hareide, técnico que vivió su último día en el Malmoe, reconoció que es doloroso ser goleado pero que le daba igual caer 1-0 que 8-0 ante el Real Madrid, sin conseguir el objetivo de puntuar para clasificarse a la Liga Europa.
 Age Hareide, técnico que vivió su último día en el Malmoe, reconoció que es doloroso ser goleado pero que le daba igual caer 1-0 que 8-0 ante el Real Madrid, sin conseguir el objetivo de puntuar para clasificarse a la Liga Europa.
Madrid, España (Reuters) -
  • Se despidió de sus jugadores en el vestuario tras el partido
  • Pidió que la gente no se quede con la imagen del último encuentro

Age Hareide, técnico que vivió su último día en el Malmö, reconoció que es doloroso ser goleado pero que le daba igual caer 1-0 que 8-0 ante el Real Madrid, sin conseguir el objetivo de puntuar para clasificarse a la Liga Europa.

"Me da igual perder 1-0 que 8-0 porque pierdes igualmente y no conseguimos lo que queríamos. Hoy no lo hicimos bien para conseguir nada positivo. Nos pasaron por encima, es muy duro ver que incluso los jugadores internacionales no llegan a su nivel", dijo en rueda de prensa.

Hareide reconoció que se despidió de sus jugadores en el vestuario tras el partido y pidió que la gente no se quede con la imagen del último encuentro que dirigió en el Malmö.

"Duele perder por goleadas tan grandes pero hay que tomarlo con calma, la vida sigue. No creo que empañe el trabajo realizado durante este tiempo en el club. Hablé con los jugadores, les agradecí su esfuerzo y les desee felices fiestas. Han hecho un trabajo impresionante el tiempo que hemos estado juntos, es una pena acabar así", señaló.

"Me siento mal por perder por estos números pero la realidad es que teníamos problemas porque la liga sueca terminó hace tiempo y es diferente jugar ante un equipo de segunda de allí a venir a jugar ante un equipo como el Real Madrid. Cuando jugamos contra Shakhtar en casa, en plena temporada, jugamos a nuestro nivel pero ya en noviembre empiezan los problemas para nosotros", añadió.

Y elogió el comportamiento de los 3 mil 500 aficionados suecos que animaron todo el partido pese a los goles que iba encajando su equipo.

"No deberíamos tener demasiada histeria por esta goleada, hemos tenido un apoyo impresionante de nuestra afición y siempre hay que creer en los jugadores que lo hacen lo mejor que pueden.

"No estamos en temporada y no conseguimos llegar a nuestro nivel. Hace tiempo que jugamos el último partido de Liga en Suecia y la diferencia con el Real Madrid es abismal. Teníamos que hacer un partido perfecto y estar unidos para poder presentar algo de resistencia. El rival es muchísimo mejor que nosotros individual y colectivamente", concluyó.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×