Michel Bauer, la porra te saluda

Por supuesto que 99 de cada 100 americanistas se preguntan en este momento por qué Michel Bauer, Presidente del América, no peleó por repatriar a Cuauhtémoc para el próximo torneo.

Por supuesto que 99 de cada 100 americanistas se preguntan en este momento por qué Michel Bauer, Presidente del América, no peleó por repatriar a Cuauhtémoc para el próximo torneo siendo como es, el más emblemático de todos los americanistas en activo y el más emblemático de muchísimos americanistas ya retirados, saludos “Maestro” Reinoso, a Cuauhtémoc Blanco en el América hay que colocarlo a lado de Zague, de Reinoso y otros dos ó tres de ese nivel, ni más ni menos, sólo que el “Cuau” es un jugador activo que recuperó su valor, no sólo para el América y el Chicago Fire, sino principalmente para el Tri de mi corazón, apenas hace unos meses cuando decidió en lo personal mejorar su condición físico-atlética a través del sistema que todos los grandes deportistas gringos hacen, o sea, con un entrenador particular que lo tiene como navaja, y la madurez del que sabe está pronto su retiro, por ahí su Promotor extraordinario José Manuel Sáenz lo supo vender y tostonearlo, Querétaro lo coqueteó, Jaguares y Veracruz, pero todos decíamos que el América es mano, hasta que aparece el Veracruz y ¡Pum! se lo lleva. LAS RAZONES DE MICHEL BAUER Lo primero que tendrá  que hacer el Presidente americanista es apechugar todos los saludos de la porra, desde la Monumental hasta el último de los rincones del país en donde haya americanistas, porque mire usted que hay por todos lados, va a ser difícil que el americanismo entienda cómo es que Cuauhtémoc regresa en este momento de gloria a jugar al Veracruz de la Primera “A” y no en el América, dueño de casi todos los reflectores del país, y que no me digan que es porque el dueño es el suegro de Emilio Azcárraga, este factor fue importante sin duda y el millón y medio de dólares que le pusieron por delante al “Cuau”, casi definitivo, pero las razones por las que el América no acepta el regreso de Cuauhtémoc Blanco y permite que se vaya a otro equipo pasan, fíjese usted, por el vestidor americanista, en este momento lo último que quiere Chucho Ramírez es que llegue al vestidor de las Águilas un elemento de tanto peso especifico que se convierta, no sólo en el líder del grupo, sino en el líder del América y que pueda dar al traste con el proyecto de organización y equipo que por lo pronto tienen a Chucho Ramírez y  a sus Águilas, no sólo al borde de la Liguilla sino en uno de los tres lugares más importantes de nuestro futbol. LA TAN TEMIDA “TEMODEPENDENCIA” Sin duda una de las razones de peso para Michel Bauer, su Directiva y su Cuerpo Técnico encabezada por Chucho Ramírez es no caer en la tentación de traer a Cuauhtémoc Blanco y evitar así la tan temida “Temodependencia”, no sobra señalar que líderes como Pável Pardo o Memo Ochoa podrían también levantar las cejas a la llegada del “Cuau”, aunque tendrían que aceptarlo en caso de una orden por parte de la Directiva, así que seguramente cuando el americanista número uno del país, Emilio Azcárraga hizo la pregunta, Michel Bauer debe haber presentado estos argumentos que son tan de peso y tan significativos que la tan temida “TEMODEPENDENCIA” había que evitarla y si enfrente hay un millón y medio de dólares la verdad que se lo lleve el Veracruz.   Así las cosas pues, la afición americanista saluda a Michel Bauer y todas esa mentadas se las tendrá que aguantar, porque seguramente la decisión definitiva partió de una solicitud del vestidor del América encabezada por Chucho Ramírez para pedirle que no llegará Cuauhtémoc y con esto le diera paso a otro equipo, ya el que llegue a Veracruz, por supuesto que las relaciones familiares y el cheque por delante cerraron la operación… Así de fácil.   aldomuro@yahoo.com

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas