Azulgrana y Oro

No, no se trata del color de un traje para torear.

No, no se trata del color de un traje para torear.

Me refiero a la que pudo ser una Final chilanga, pero que tendrá capítulos en escenarios muy lejanos entre sí.

Pero, ¡vayan ustedes a saber si la suerte hubiese sido la misma si los Potros se quedan en el Azteca! Lo cierto es que los equipos que disputarán el título ya están listos.

Y cabe decir que ninguno tiene el presupuesto estratosférico de América, Cruz Azul o Tigres por citar algunos de los que fracasaron y que ninguno tampoco era favorito, ni arrancó el torneo como candidato para llegar hasta el final.

Sin embargo hoy, sin discusión, ambos tienen méritos para ser merecedores al trofeo del Apertura 2007.

Y queda claro que ahora que se les busca todo "lo bueno" aparecen mil aciertos.

Atlante mantuvo al Profe Cruz quien prefiere trabajar que hablar, aún cuando muchos cuestionen su aparente "falta de personalidad" que en su caso más bien se trata de un hombre preparado que siempre mide sus palabras.

En tanto, Pumas tuvo la virtud de invertir en el "Tuca" Ferreti, también ex jugador del club al que hoy dirige y quien se encargó con sus múltiples declaraciones de quitarle la presión a su plantel y desviar muchas veces hacia él, todos los reflectores en los momentos difíciles.

Y si nos vamos a los jugadores, los Potros tuvieron en Federico Vilar un baluarte desde la primera jornada cuando sus actuaciones fueron sobresalientes mientras Pumas siguió apostando por un veterano Sergio Bernal que sigue respondiendo cuando más se le necesita.

Con la UNAM, Esteban Solari, Rubens Sambuesa y Nacho Scocco terminaron convenciendo, pero nada que pedirles a Muñoz Mustafá, Gabriel Pereyra, Giancarlo Maldonado y Alain Nkong.

¿Y cómo poder comparar con justicia quién tuvo más aporte para su plantel, Leandro Augusto o el "Chícharo" González?, ¿y cuál de Christian Bermúdez o Pablo Barrera será el chavo que más creció?, ¿verdad que no es fácil decir que uno de los dos equipos está muy por encima del otro?

Sólo queda esperar el resultado del primer capítulo este jueves, que sin duda podría ser tan definitivo como han resultado otros de esta misma Liguilla.

Y es que tambiés es de cuestionarse eso de que el que cierra en casa tiene una gran ventaja.

Así las cosas, no queda más que esperar y como para los lectores de Medio Tiempo resultará evidente, les recuerdo que estoy con Pumas para esta Final, pero en el caso de un resultado contrario no podría ocultar mi reconocimiento a unos Potros que me han tapado la boca luego de que hace 6 meses, fui de los que pronosticaron que la mudanza a Cancún implicaba un riesgo que se podría pagar muy caro.

Hoy y aunque suene "súper trillada" la frase de "la moneda está en el aire y puede caer de cualquier lado", está más vigente que nunca.

Opina de esta columna aquí.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas