Ochoa y su revancha

Yo creo que todos lo hemos notado. Guillermo Ochoa está tratando de volver al nivel que tuvo hace unos años y que lo llevó a ser considerado no solamente el mejor portero de México sino también...

Yo creo que todos lo hemos notado. Guillermo Ochoa está tratando de volver al nivel que tuvo hace unos años y que lo llevó a ser considerado no solamente el mejor portero de México sino también uno de los más sobresalientes en el mundo. Basta seguir sus últimas actuaciones (algunas a pesar de las derrotas como la que se llevaron el domingo en Toluca) para darnos cuenta que su nivel actual muestra a un portero seguro, maduro, con sobrada personalidad, dueño de su área y cada vez más sobrio y elegante. Muchos elogios dirán algunos, pero ninguno regalado. Y a todos nos queda claro que el último Mundial de Sudáfrica representó para Memo un "antes y después" en su carrera, pues a las luces de la injusticia fue relegado por un técnico que no creyó en él. Guillermo se preparó para ser titular y terminó siendo suplente del veterano "Conejo" y sólo fue hasta meses después que el mismo arquero comenzó a dejar salir su dolor por esa situación difícil que le obligó a callarse mientras duro el evento. Es cierto que como todos los jugadores Ochoa también cayó ante la seducción de los reflectores, los patrocinios y las famosas distracciones clásicas de una joven figura que además tiene carisma, pero a todos nos quedó claro que eso de alternar a los arqueros en los juegos previos al Mundial fue sólo el "premio de consolación" que Memo recibió mientras Aguirre ya sabía que a la hora de la verdad sería Pérez el titular. Años y meses antes de Sudáfrica, ¿cuántas veces no escuchamos que Ochoa era pretendido por algunos equipos europeos y que la operación era detenida por el propio Club América que le decía a su jugador que se esperara pues después del 2010 podría cotizarse mejor y encontrar un equipo de más jerarquía? Sin embargo a final de cuentas Memo no fue mostrado nunca en esa vitrina y por lo mismo las famosas ofertas que se esperaban jamás aparecieron pues bien dice el refrán que "santo que no es visto no es adorado". No lejos del nivel que ha mostrado el americanista en este torneo de liga, están también las buenas actuaciones de Jesús Corona, Cirilo Saucedo y Luis Ernesto Michel dispuestos a pelear con Ochoa ese lugar en las eliminatorias rumbo al 2014. Aunque también se dice que si llega a la Selección el "Chepo" de la Torre, lógico es pensar que Alfredo Talavera tiene oportunidad y lo mismo sucedería con Jonathan Orozco si el elegido es Víctor Manuel Vucetich. Lo único cierto es que Ochoa mostró cualidades desde el día de su presentación en el Máximo Circuito y hoy más que nunca se le nota comprometido. Porque más allá de que por fin se le cumpla su sueño de la titularidad en Brasil 2014, ¿Ustedes no creen que es también una obsesión convertirse en el primer arquero mexicano que juegue en Europa?

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas