¿Quién lo iba a decir?

Quién lo iba a decir, un jugador que ni siquiera tuvo la oportunidad de participar en la primera división de su país, esta a punto de pertenecer a uno de las mejores selecciones del mundo.

Quién lo iba a decir, un jugador que ni siquiera tuvo la oportunidad de participar en la primera división de su país, esta a punto de pertenecer a uno de las mejores selecciones del mundo.Se trata por supuesto del mediocampista argentino Mauro Germán Camoranesi, quien ha dado su visto bueno para ser convocado por el técnico de la azurra Giovanni Trapattoni.El ex jugador de Cruz Azul tuvo bastante paciencia para esperar un posible llamado por parte de Marcelo Bielsa para defender los colores de la albiceleste, mismo que nunca se dio, y es que el nacido en Tandil no iba a esperar toda la vida. Esta claro que “El Loco” tiene un núcleo de jugadores al que Camoranesi no pertenece, por ilógico que parezca.Camoranesi cumple con los dos requisitos para ser convocado. En primer término nunca integró un equipo nacional (juvenil o mayor), y en segundo lugar sus abuelos son italianos, es decir tiene raíces trasalpinas, por lo que no tiene ningún problema para adoptar la doble nacionalidad.Más allá de la convocatoria al equipo nacional italiano que verdaderamente es un logro personal, quizás Mauro piense más en su status de jugador comunitario, es decir ahora que ocupe una plaza de jugador comunitario tendrá mayores posibilidades de mejorar sus condiciones económicas, ya sea si permanece en la Juventus o si se deja seducir por otros equipos que buscan hacerse de sus servicios.De hecho la Juve se mostró aliviada al enterarse de que su jugador no tendría que realizar los extenuantes viajes a Sudamérica, que terminan pasando la factura a los seleccionados de esa región.Habrá que ver como le va a Camoranesi, pero por lo pronto lo que nadie puede poner en tela de juicio, es que su llamado no es obra de la casualidad ni mucho menos, es debido a su calidad.¿No cree?

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas