Triunfo con sangre Azul

De la mano de la juventud Cruz Azul al fin pudo conseguir el triunfo en lo que va del Torneo de Clausura 2003.

De la mano de la juventud Cruz Azul al fin pudo conseguir el triunfo en lo que va del Torneo de Clausura 2003.

Era lógico que el partido de los azules contra Pumas iba a llamar la atención por el morbo de ver con que cuadro salía a la cancha Enrique Meza, y creo que el resultado nos sorprendió un poco a todos.

El resultado en sí iba a ser cuestionable para Pumas, si ganaban sería por que se enfrentaron a un equipo parchado y si perdían, que finalmente sucedió, fue por que no pudieron con los novatos de la máquina.

Nombres como Emmanuel González, Pablo Campos, Aarón Galindo, Miguel Gómez, Marinho Ledesma, Marvin Cabrera, Luis Orozco,  Juan Carlos Cacho y Mario Ortiz que no habían jugado con regularidad, se unieron a otro de “Más experiencia” como Ricardo Osorio, Norberto Ángeles, Tomás Campos, José Alberto Hernández y Víctor Gutiérrez.

Podrán criticar la forma en que se marcaron los penales, pero lo que mostraron en la cancha fue más allá de eso, aunque Pumas hizo un gran esfuerzo, el triunfo lo merecían los cruz-azulinos por la forma de entregarse en el campo.

No importaba tanto “el cómo” si no el resultado, no contemplamos una exposición de técnica por parte de los novatos azules pero si se notaba el deseo y el entusiasmo por jugar.

No se “achicaron” ante el rival y realmente daba gusto ver el partido. Fue un partido muy agradable que presenciamos, ojalá que en caso de regresar los que se fueron, estos muchachos puedan seguir jugando.

Podrán decir que es sólo un partido, pero vimos un partido sin poses, sin aires de grandeza, sin excentricidades dentro del campo, sin berrinches, sin malas vibras, vimos un gran partido de futbol.

Felicidades a Enrique Meza, en este partido se le hizo justicia por los malos ratos vividos con Atlas y con la Selección, ojalá lo siga su buena estrella y vuelva a los primeros planos del futbol con este plantel de sangre azul.

Lo siento por Oscar Pérez, por Sergio Almaguer y Julio César Pinheiro, jugadores que son de toda entrega en cada partido, pero que lamentablemente se dejaron llevar por otros como Abreu que permaneció en la institución contra su voluntad en este Torneo y por Palencia, que siente que el suelo que pisa en la Noria,  no lo merece.

Ojalá la directiva recapacite y regrese a estos hombres que valen la pena, errores y malas decisiones todos podemos tener. Enhorabuena para Enrique Meza.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas