El Juego de las Estrellas

Que se puede decir del juego de Estrellas que no se haya dicho ya.

Que se puede decir del juego de Estrellas que no se haya dicho ya.

La organización fue mala, de hecho parece que la hubo. Algunos de los jugadores decidieron no ir, unos por “lesión” y otros por que al parecer “no los invitaron de la manera correcta”.

Lo que es un hecho es que el mejor extranjero y el mejor mexicano no estuvieron en la cancha, decidieron no participar a pesar de que la gente vota por ellos para verlos ahí.

El aforo del Estadio Tecnológico no habría llegado ni a la mitad si no es por la cantidad de boletos que tuvieron que regalarse de último momento, hasta el personal de la empresa panificadora que organizó  el juego se encontraba en el Estadio, ojalá que les hayan pagado horas extras.

Esperemos que para el próximo partido de estrellas se organicen mejor, y no hacerlo al final cuando era lógico que nadie querría ir al partido.

Luis Hernández, Ignacio Hierro y Moisés Muñoz son algunos de los jugadores llamados de último momento para completar la plantilla de los mexicanos, quienes al parecer se les olvido que se trataba de dar espectáculo y se la pasaron dormitando dentro del campo.

La situación fue aprovechada por los extranjeros y sin despeinarse a pesar del viento, ya tenían a los nacionales con el pie en el cuello.

Que lástima por la gente que pago su boleto para ir al partido, a pesar de haber anunciado que serían los precios acostumbrados, al final sufrieron un incremento del 25 por ciento, siendo el boleto más barato el de 90 pesos en la zona de general.

Que esto sirva de experiencia para hacerlo mejor la próxima vez, no es bueno burlarse de la gente y menos de esta forma.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas