Lavolpe y sus caprichos

Es de todos conocido el temperamento de Lavolpe, su forma de ser tan efectiva para algunos y tan conflictiva para otros.

Es de todos conocido el temperamento de Lavolpe, su forma de ser tan efectiva para algunos y tan conflictiva para otros.

Últimamente ha tenido sus detalles con la prensa nacional y es que nadie le garantizo tranquilidad mientras dirigiera al seleccionado nacional.

Ya ha amenazado con irse pero sabemos que no lo cumplirá, es una práctica muy común del argentino para responder as la presión que recibe.

Algunas veces lo hizo en Atlas y Toluca cuando no recibía los refuerzos que quería o cuando no tenía tranquilidad, y siempre le funcionó.

Él sabía que al momento de aceptar la selección iba a estar en el ojo del huracán y hasta este momento ha sido así.

Cuestionado por sus llamados jugadores que a opinión de mucho no tienen el nivel de estar ahí, La Volpe sigue caminando entre lagartos, más aun cuando el gol parece haberse ausentado de esta edición del tricolor.

Como lo ha mencionado Roberto Gómez Junco en algunas ocasiones:

“La selección no es para probar jugadores, ahí tienen que estar los que ya probaron ser los mejores”

Pero el común denominador del Tri es que el entrenador en turno tiene que llamar jugadores por el compadrazgo que existe entre el gremio. Mientras que los que tienen un buen nivel tienen que esperar a ser del agrado o simplemente a tener “palancas”

No se le augura un buen final al argentino al frente de la selección mientras siga con sus caprichos ante la prensa.

Sabemos de la capacidad comprobada de La Volpe, pero ya es tiempo de que como entrenador de el brinco de categoría, un solo título en los últimos15 años no es lo mejor de su currículum.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas