No se quejen, mejor demuestren

No es posible que se quejen los futbolistas. La mexicana, es una prensa tranquila, serena y muchas veces comprada. La prensa es la que levanta a los jugadores, la que los hace héroes nacionales,...

No es posible que se quejen los futbolistas. La mexicana, es una prensa tranquila, serena y muchas veces comprada. La prensa es la que levanta a los jugadores, la que los hace héroes nacionales, pero eso sí, cuando la prensa exige, aprieta y critica, empiezan las lágrimas. Todos debemos apoyar a la selección, pero no debemos hacerle daño. Apoyar no significa dejar de criticar, sino todo lo contrario. El futbolista mexicano vive tan consentido que no se da cuenta de su realidad, de su pobre mentalidad al salir del país y enfrentar a equipos extranjeros. Nadie es profeta en su tierra y ahora, el futbol mexicano ya no manda ni en Los Ángeles. Es la prensa la que debe hacer ver al futbol nacional sus errores, sus defectos y sus excesos. Da lástima ver a los futbolistas que se quejen y lloren como Magdalenas cuando "sus" periodistas los critican. México requiere de jugadores que respondan no solo en las buenas, sino también en las malas, necesitamos hombres profesionales que siempre den la cara. Todos perdemos, todos tenemos un mal día, todos caemos en crisis, pero todos debemos reconocer cuando las cosas no se están haciendo bien. Nuestros roedores, deben estar conscientes de que el futbol mexicano a nivel de selección vive un muy mal momento. Deben estar conscientes que no se ha avanzado en el plano internacional a nivel de clubes. América y Atlas tuvieron una gran Libertadores 2000, pero esto debe ser una constante. Siempre nos pasa lo mismo, damos un buen paso y antes de dar el gran salto, retrocedemos, como el hecho de que en el 2001 solo un equipo mexicano esté en la justa continental, pudiendo tener a dos representantes. Por primera vez en muchos años, los aficionados están abriendo los ojos ante la realidad futbolística nacional y según encuestas, la mitad de la población duda de la clasificación al próximo Mundial. Yo personalmente pienso que no tendrán problema para llegar, pero es preocupante cómo se está jugando, y más preocupante el llegar a pensar que México podría perder varios partidos en la eliminatoria, y porqué?, nada más veamos el pobre funcionamiento del Tricolor de Meza. El futbolista mexicano tiene todo, lo hemos dicho hasta el cansancio, sueldos en muchos miles de dólares, casa, coche, primas y más primas, exigencias, exclusividades con marcas, todo, absolutamente todo lo que piden se les cumple, por ello, la prensa y la afición exigen resultados, no creo que esto sea algo fuera de lo normal. Como en cualquier empresa, se deben exigir cuentas, y si los directivos en vez de castigar premian, somos los aficionados junto con los periodistas, los encargados de criticar y exigir. Y si los criticamos es porque nos da mucho coraje lo que está pasando, nos da tristeza ver jugar a nuestra selección, la queremos ver en lo más alto, mejorando y superándose a nivel mundial. Pero parece que nuestro futbol nunca terminará de salir de su mediano nivel, es muy notorio que cuando estamos por llegar lejos hasta ahí nos quedamos, es una lástima sí, pero toda una realidad. Lo mejor es que nuestros ratones salgan de su burbuja y demuestren sus cualidades en el futbol extranjero, de otra forma, el proteccionismo nos permitirá a lo mucho, seguir siendo importantes en Concacaf y punto (faltaba más!). Los resultados de los que Sí han dado el brinco a Europa, están muy claros. Los mejores futbolistas en la historia de nuestro país son los que han tenido las agallas y la mentalidad para decir Sí Puedo!. Aunque esto sea tema de otra columna, debemos exigirles a nuestros jurbolistas que sacrifiquen todo lo que sea por triunfar, por aprender, por conocer a la verdadera prensa exigente, para salir de la mediocridad y para que el futbol mexicano crezca; al final de cuentas, ellos, los futbolistas profesionales, serán los más beneficiados. Agradezco sus comentarios, todos son y serán a veces compartidos, pero siempre respetables. Y a los que más me divierten, los que me inventan paternalismos como el de José Ramón o maternalismos como el de Laura León, les envío un cordial saludo.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas