La Final

Interesantísima Final nos espera esta semana, por una parte el equipo más ordenado y sólido de México y por el otro el más goleador y explosivo.

Interesantísima Final nos espera esta semana, por una parte el equipo más ordenado y sólido de México y por el otro el más goleador y explosivo, en estos encuentros generalmente prevalece el defensivo pero en este caso yo no estaría tan seguro.

Tigres en su línea defensiva es físicamente impactante, con talla europea y sincronización casi perfecta, intensos y siempre inteligentes, el sello característico del “Tuca”, por las bandas jugadores rápidos y desequilibrantes además de tener gran disposición al sacrificio, contenciones serios y capaces, arriba un goleador nato y un habilitador espectacular, sin duda favoritos.

Por su parte Santos cuenta con una defensiva temperamental y que a base de actitud desgasta de a poco al rival, muchas veces excediéndose (en varios partidos se metieron en problemas por tarjetas, rojas o amarillas) pero en general claros de hasta qué punto pueden presionar, tanto al rival como al Árbitro, con uno de los mejores contenciones de los últimos años y el más desestimado (“Chato” Rodríguez) complementado con un joven de muy buenas hechuras, y de ahí pa’ delante pura picardía, habilidad y velocidad, mental y física.

Al momento de entrelazar los sistemas son bastante similares, las funciones ofensivas también, la diferencia radica en que sin la pelota Galindo les da un poco más de libertad a sus ofensivos mientras que Ferretti los compromete a trabajar en tareas defensivas específicas (de ahí que rara vez tomaran mal parado al cuadro regiomontano) para después intentar desdoblar a máxima velocidad con sus volantes extremos.

Pienso yo que empareja la balanza las características ofensivas de los delanteros santistas en contra de los defensivos de Tigres que están hechos para competir cuerpo a cuerpo con poderosos atacantes y excelsos en el juego aéreo, tanto Peralta como Quintero evitan chocar y tienen muchos más argumentos que el remate de cabeza, si Ludueña logra recuperarse definitivamente será un duelo más que interesante.

Otro factor que en determinado momento le daría ligera ventaja a los de Torreón es la portería, a pesar de que Palos demostró todo el Torneo regular un extraordinario nivel, en la Liguilla ha estado dubitativo (independientemente del cero), mientras que a Oswaldo no le genera mayor diferencia estos encuentros.

¿Genialidad o perseverancia? ¿Acierto o error? ¿Orden o ímpetu? Emocionante duelo que de ninguna manera es desigual, suerte para los dos.

Estamos con gusto en contacto vía twitter @gmascareno

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas