Un clásico con sabor Azteca...se lo llevó el Barcelona

Estimados amigos, espero que la columna anterior les haya gustado y que hayan pasado un rato ameno leyéndola, así como yo lo hice escribiéndola. Me debo disculpar por el retraso de esta misiva,...

Estimados amigos, espero que la columna anterior les haya gustado y que hayan pasado un rato ameno leyéndola, así como yo lo hice escribiéndola. Me debo disculpar por el retraso de esta misiva, pero espero que comprendan que, con la agenda tan apretada de partidos y concentraciones, me había sido imposible escribir otra vez.

Bueno,  en esta ocasión les quiero hablar específicamente del partido que se vivió el domingo pasado en el Estadio Ramón Sánchez Pizjuán (mejor conocido como el Estadio, Feudo, Bombonera de Nervión que es el Estadio del Sevilla). Era la tarde del domingo 25 y poco a poco se iba acercando el momento de vivir un de los duelos mas esperados en mi carrera, en el que podría enfrentar a otro mexicano en la liga española, esperando conseguir una victoria mas en los duelos aztecas en tierras ibéricas.

La semana había transcurrido sin pena ni gloria en la concentración sevillista, se había perdido en la liga contra el Atlético de Madrid y el miércoles había que volverse a ver las caras con ellos en la Copa. No había tiempo que perder y teníamos que poner manos a la obra, descansar bien, tener una buena alimentación, buenos masajes y prepararnos mentalmente para una nueva revancha que nos daba el futbol. Afortunadamente logramos el objetivo, el miércoles pasado fuimos capaces de vencer al Atlético de Madrid, en el partido de ida de los Cuartos de Final de la Copa del Rey, con una actuación brillante de la escuadra sevillista, de la cual pude ser participe y en la que logramos disfrutar de un marcador holgado contra un equipo dificilísimo en esta competición de Su Majestad el Rey.

Al día siguiente se respiraba euforia en el plantel y, sobre todo, en la afición, la cual se ha ilusionado mucho con esta competición. Este hecho, probablemente hizo que el equipo no se concentrara del todo en el partido más próximo, el del domingo, contra un rival grande del futbol español pero que hoy en día no vive sus mejores épocas. Caía la tarde, el estadio estaba lleno y los dos equipos ya habíamos saltado al terreno de juego, en verdad no me saludé antes del partido con Rafa Márquez, fue hasta el término del duelo en donde intercambiamos opiniones, camisas y saludos. El juego fue muy cerrado, el equipo del Barcelona tuvo muy pocas oportunidades de gol, pero supo ser contundente para concretar una muy clara en la primera mitad. Después del este gol, el equipo culé se dedicó a defender el marcador y así poder sumar tres puntos mas en su cuenta particular.

Tuve la oportunidad de jugar medio tiempo, ya que, había jugado el miércoles y realmente estaba cansado. Salí de cambio para la segunda mitad y el equipo desgraciadamente no pudo sacar adelante el partido, fue un “derby” muy igualado, pero ya se repetirá algún día en la Liga de las Estrellas y espero que se iguale la balanza. Como bien dicen en el medio, el futbol te da revanchas y, seguro, pronto habrá otra.

LA COPA. Vaya partidazo .

La Copa... que torneo tan bonito. Se le suele llamar competición de -K.O.- Knock Out. Por lo pronto teníamos al Atlético de Madrid otra vez a la vista, era la tercera vez que nos enfrentábamos a ellos en menos de una semana, afortunadamente habíamos sacado una ventaja holgada y ellos tenían la obligación de hacer un planteamiento ofensivo, el cual supimos aprovechar para jugar más cómodos y seguir con vida en esta Copa del Rey. El Sevilla ha tenido un gran desempeño en ella y esperemos que así siga en la Semifinal

El partido se puso cuesta arriba apenas arrancando los 90 minutos con un gol de Fernando Torres, la verdad es que salimos un poco dormidos, pero después de recibir la anotación, afortunadamente el equipo reaccionó y empezó a jugar como sabe hacerlo. Como tuvimos muchos espacios adelante, el equipo “hispalense” comenzó a crear peligro en la portería rival, fuimos llegando poco a poco, hasta que la lata se abrió y la cayeron 2 al Atlético, lo cual, significaba la clasificación del Sevilla, nuestra clasificación.

Ahora nos enfrentaremos esta semana al Real Madrid para saber quien será el finalista junto con Alavés o Zaragoza. Ojalá tengamos suerte y podamos dar una campanada para aspirar a ganar esta Copa del Rey.

Sin más por el momento, les mando un fuerte saludo a todos y espero que en la siguiente columna pueda describirles la sensación de haber eliminado al Real Madrid.

Gracias por su atención y apoyoDesde SevillaGerardo Torrado

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas