Y que me dejan callado

En esta editorial no pienso ponerme a hablar de los que dijeron o no dijeron ciertas cosas a favor o en contra de la Selección Mexicana de Futbol.

En esta editorial no pienso ponerme a hablar de los que dijeron o no dijeron ciertas cosas a favor o en contra de la Selección Mexicana de Futbol. Me parece digno y sobre todo muy objetivo reconocer que en más de una ocasión, ya sea formal o informalmente, yo fui de los que habló del mal planteamiento y las infinitas dudas que parecían haber en la Selección.

Después del partido contra Francia, no me queda más que reconocer el excelente esfuerzo y orden táctico de los jugadores del Tri, así como el casi perfecto planteamiento que realizó Javier Aguirre, sin importar que muchos quieran menospreciar lo obtenido, adjudicando el triunfo a las peleas internas que existen en la Selección europea.

¡Ojo!, el resultado fue excelente, pero también tenemos que entender que aún hay mucho camino por recorrer y que todavía no se gana nada, e inclusive aún existe el riesgo de no calificar. Los del Tri parecen haber encontrado cierto rumbo, pero tenemos que ser muy mesurados en nuestros comentarios comprendiendo que a pesar de la mejora, siguen existiendo algunas deficiencias como la definición al momento de llegar al arco.

¿Qué nos espera ante Uruguay? Una esquema táctico con línea de tres en el fondo y a un Diego Forlán tirado atrás de Luis Suárez buscando con velocidad y técnica encontrar en algún contragolpe el gol que les dé la serenidad para quedarse con el primer sitio del Grupo.

Será un cotejo sumamente parejo en el que probablemente los verdes no tengan oportunidades tan claras por lo que deberán aprovechar y estar muy finos en el último sector del rectángulo verde.

DEL ESPECTÁCULO Y LAS DECEPCIONES:

La primera semana mundialista fue desastrosa para los que esperábamos ver equipos ofensivos y una gran cantidad de goles, o al menos encuentros muy emocionantes. Ya para la segunda ronda parece haber mejorado el espectáculo con equipos que han salido a buscar el arco contrario. Es un hecho que el Jabulani,lo corto que tienen el césped y que además lo riegan antes de los partidos, ha hecho que los jugadores no tengan el control que quisieran sobre todas sus acciones, aunque cada día parecen acostumbrarse más.

Cuando hablamos de decepciones inmediatamente nos vienen a la mente equipos como España o Inglaterra de quienes se esperaba mucho, pero se han mantenido muy lejos de su nivel. Por el lado contrario para mí la decepción más grande es la de las escuadras africanas, de quienes se esperaba mucho por su "localía" y la gran cantidad de jugadores que militan en altos niveles europeos, pero cuando analizamos su desempeño a media Copa del Mundo, probablemente ésta sea su peor actuación en la historia: Al momento, de 11 cotejos en los que han participado, sólo han conseguido una victoria, cinco goles a favor y 12 en contra.

En esta ocasión me despido esperando que el nivel de la máxima justa deportiva siga creciendo y con unas ansias terribles esperando el partido ante Uruguay.

Te invito a seguir mis comentarios en @tonoezquerra, ¡Vamos México!

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas