Ni tan Santos

En cualquier profesión esperas que tu competencia ante todo sea leal, que use las mismas herramientas que tú tienes para que la pelea sea pareja.

En cualquier profesión esperas que tu competencia ante todo sea leal, que use las mismas herramientas que tú tienes para que la pelea sea pareja. Imaginen lo que sintieron todos los jugadores de la NFL, y en especial los que alguna vez fueron objetos de un golpe con intención de lastimar, con toda la alevosía y ventaja, los que fueron conmocionados y su vida les pasó en cuestión de segundos enfrente de sus ojos, nada fácil. Lo peor es que son compañeros de profesión, los mismos que después de los partidos se saludan, abrazan y rezan juntos agradeciendo de que todos salieron por su propio pie. No comprendo cómo Gregg Williams –ejecutor del programa gratificación- nunca imaginó que su macabro y descerebrado plan de juego saldría a la luz. Para los que no lo saben, Williams les daba premios a los jugadores de su defensa que lograran lesionar a rivales, y más detalles seguramente seguirán saliendo a la luz los próximos días después de la investigación que lleve al cabo la Liga. Esto sucedía desde que Williams era Coordinador Defensivo en Washington, Jacksonville y en los campeones Saints de New Orleans. El tema da para mucha discusión, finalmente las reglas están y en caso de que se hayan excedido en fuerza y forma ya fueron sancionados de acuerdo a las reglas y multas que la Liga suele imponer. No sé siquiera si se puede decir que lo sucedido mancha lo logrado principalmente por los Saints que fueron campeones en un año en el que la unidad defensiva del equipo sobresalió, lo que sí es que a los jugadores que aceptaron jugar bajo este esquema de premios debería darles mucha vergüenza, y ni hablar de todos los coaches, espero que como es costumbre el Comisionado aplique mano dura y sin reservas. A UNA SEMANA DE QUE SE ABRA EL MERCADO

El próximo 13 de marzo se cortará el listón de la agencia libre en la NFL, los mejores jugadores de la misma ya fueron asegurados por sus equipos actuales con la famosa etiqueta de jugador franquicia, sin embargo, todavía hay muchos peces gordos que no tardarán en recibir jugosas ofertas y con ello emigrar al equipo que sea el mejor postor. Antes de eso -el 8 de marzo- los Colts tendrán que tomar una importante decisión sobre Peyton Manning, en esa fecha, Manning ganaría un bono de alrededor de 28 millones de dólares con sólo seguir siendo parte de la franquicia a la cual desde su llegada le cambió la cara. Las opciones son: mantenerlo y pagarle ese bono con su salud como incógnita; cortarlo y darle la espalda para ahorrarse ese dinero y empezar de cero con Adrew Luck; o llegar a un acuerdo para reestructurar su contrato y anular ese bono para que el número 18 siga unos años más en el equipo de sus amores.

Aunque la NFL está en su temporada baja, sigue manteniendo a sus aficionados muy pendientes de lo que sucede en la Liga, desde hoy y hasta un par de semanas después del Draft habrá mucho de qué hablar, discutir y analizar, no se despeguen. EN UNA LÍNEA

- Por momentos Jorge Vergara me recuerda a Roman Abramovich. - Es incomprensible que en nuestros tiempos la FMF prohíba a los jugadores hablar con los medios de comunicación. - ¿Hasta cuándo los seleccionadores nacionales sobrevalorarán a los que "juegan" en Europa? - Drew Brees jugará su ultimo año en los Saints. - La maldición de la sede del Super Bowl más viva que nunca (New Orleans). - Absurdo lo que hizo la MLB para aumentar a 5 equipos de cada liga que pasen a la Postemporada. - Deron Williams podría convertir a cualquier equipo de la NBA de pretendiente a contendiente. - No recuerdo desde hace cuántas décadas la NBA estaba tan llena de jugadores talentosos. - Tiger Woods está de regreso, a un mes del Masters de Augusta es favorito a ganarlo. - Rory McIlroy es el Tiger Woods de las próximas generaciones. - Una lástima que el Abierto mexicano de Tenis esté tan poco valorado. Twitter @PlaysOfTheWeek

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas