La humildad de ser grande

En Referencia a los comentarios de Hugo Sánchez, sobre su inasistencia al acto de inauguración de una cancha en la Universidad del fútbol en Pachuca, con el nombre de “rey Pelé”, conviene hacer...

En Referencia a los comentarios de Hugo Sánchez, sobre su inasistencia al acto de inauguración de una cancha en la Universidad del fútbol en Pachuca, con el nombre de “rey Pelé”, conviene hacer algunas reflexiones. Hugo Sánchez, fue invitado para realzar la presencia del jugador más grande del mundo, como parte de los festejos del centenario del club Hidalguense y en realidad, del fútbol mexicano, pues sin discusión es el jugador de más méritos allende las fronteras. Hugo, en primer término pretextó que “tenia compromisos de trabajo con su actual club y que por ende, no acudiría a dicho acto, la realidad es que un día después de celebrarse éste, declaró en forma irónica que ojalá “en Brasil” algún día le homenajeen con una cancha con su nombre”. Refiere esto por la amargura que le produce el no haber sido reconocido u homenajeado como el quisiera en nuestro país, lo cierto es que sin dejar de reconocer sus méritos futbolísticos, Hugo siempre ha mostrado en sus declaraciones, como es el caso, soberbia, prepotencia , y desde luego que no comulga con aquello que “el elogio en boca propia es vituperio”. No tiene nada que ver el hecho de que Hugo se haya sobrepuesto con carácter a los insultos y discriminación de rivales y aficionados de otros equipos, a que una condición natural de los grandes hombres sea la de humildad ante el reconocimiento popular y en éste aspecto, sus constantes declaraciones cargadas de altanería no caen bien en el animo del aficionado Mexicano en términos generales, lo que conlleva a que no exista la disposición para, aun reconociendo sus éxitos indiscutibles, se le realice un gran acto de reconocimiento de los mismos. Pelé es un vivo ejemplo de la demostración de la humildad, siendo como es , el mejor jugador de todos los tiempos, sus respuestas a todo tipo de cuestionamientos son de un hombre sencillo, consciente si de sus logros pero nunca poniéndolos por delante, el hombre irradia confianza, calidez humana, algo que la mayoría de las veces Hugo no logra transmitir. No cabe tampoco el argumento que los Argentinos amen a Maradona por encima de sus defectos, porque la manera de vivir el fútbol de los aficionados de ambos países son diferentes, aquellos más pasionales, lo que a ellos les puede parecer una virtud, acá nos importa mucho la imagen personal, la arrogancia no es algo que en general nos agrade y que cuenta mucho en el balance que realizamos respecto de la persona, No lleva lo anterior una intención de lastimar el sentimiento de una de las aficiones más nobles de México, la de las pumas, los logros deportivos de Hugo, repito son indiscutibles, se trata de explicar el porqué de la resistencia a un acto grande de reconocimiento, todo por sus defectos de carácter.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas