El retiro de Reynoso

Carlos Reynoso, uno de los símbolos americanistas, ha decidido retirarse de la dirección técnica, junto con el cese aparejado con un puesto Directivo, ha tomado la decisión al parecer definitiva...

Carlos Reynoso, uno de los símbolos americanistas, ha decidido retirarse de la dirección técnica, junto con el cese aparejado con un puesto Directivo, ha tomado la decisión al parecer definitiva de colgar los arreos de entrenador. Independientemente de que la decisión Directiva, tiene su propia arista polémica, porque no se entiende la separación de un entrenador que la temporada anterior llevó al equipo a la liguilla después de temporadas desastrosas de sus antecesores, por sobre todo eso, es justo rememorar el paso del hombre que nos ocupa como personalidad destacada en el medio. Reynoso, volante creativo del América campeón, añorado por sus fans, fue de tal peso como jugador que en broma solía decirse que los hijos de determinado jugador habrían sido pase del jugador andino. Reinoso, polémico también, cantautor de un himno americanista, creador de una historieta de comic llamada Pirulete, que le gustaba le llamaran maestro, hombre que se introdujo en escándalos faranduleros, incursionó en la dirección técnica con un inicio sensacional al hacer campeón a su América del alma, después tuvo temporadas buenas y malas en otros equipos que incluyeron subcampeonatos y pasos estrepitosos con equipos como Atlas, Veracruz y un desafortunado regreso a la dirección técnica del América. Carlos había manifestado su voluntad del retiro antes de asumir la conducción del León, quizá la nueva oportunidad en América y el buen paso del cuadro esmeralda en aquel entonces, haya hecho reconsiderar su decisión, ahora, finalmente, se retira de los campos, uno de los mejores jugadores que han venido a éste país (los americanistas dirán que el mejor). Me parece que, siendo un jugador de excepción, que coincidentemente con otros dos grandes extranjeros, Miguel Marín y Cabinho, provenía de un equipo chico en su lugar de origen, el Audax Italiano, el mejor partido no lo libró con la Selección chilena ni con el Coyotes del Neza o el equipo que siempre lleva en su pecho los colores, como dice su canción, lo libró fuera de la cancha, cuando reconociendo sus excesos, abrazó el cristianismo que lo libró de un infierno personal, por lo que cualquier reto que asuma lo hará con entereza mayor de lo que lo hizo en la grama, sea por dios.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas