Bayern Campeón

NO OLVIDEN ENVIAR SUS ARTICULOS, OPINIONES PERSONALES Y COMENTARIOS A: aficionado@mediotiempo.com

NO OLVIDEN ENVIAR SUS ARTICULOS, OPINIONES PERSONALES Y COMENTARIOS A: aficionado@mediotiempo.com aficionado@mediotiempo.com Por: Josue FloresCorro Milano, Italia; tensión al 100%, nerviosismo al 101% o más, Mauricio Pellegrino retrocede unos cuantos pasos del punto penal, Dick Jol da el pitazo... Pellegrino tira... Oliver Kahn da un paso hacia su derecha , vuela, cierra sus puños y todo acabó. El San Siro explota en gritos teutones y una ola de bufandas y banderas matizada en azul y rojo se levanta, ante las miradas atónitas de los cientos de aficionados naranjeros que no podían creer que su Valencia fuera derrotado por segunda vez consecutiva en la Final de la Champions League. Todo, todo terminó; por fin después de un cuarto de siglo el Bayern volvía a levantar "la orejona" después de 25 años de tragos amargos en la Champions, después de que generaciones tan brillantes como las de Rummenigge, Littbarski, Völler o la de Matthaus, habían fracasado en esta Copa, una camada integrada por una generación alemana entrada un poco en años y por una flota de extranjeros de muchos rincones del mundo, incluyendo a dos brasileños, dos franceses, un ghanés, un sueco, un turco un inglés y lo más sorprendente de esto a un paraguayo. Bayern Munich, el equipo más ganador de Alemania, hacia suya la copa que dominó durante tres años consecutivos durante los años setentas, cuando el nuevo " Kaiser" Stefan Effenberg recibió la Copa de la Champions League que los acreditaba como campeones de la temporada 2000/2001, después de más de 120 minutos de lucha en el césped verde del San Siro. Sin embargo el Bayern no ganó la Champions en la tanda de penales, lo ganó al eliminar a dos de los mejores equipos de Europa: al Manchester United y al Real Madrid. Nadie podía esperar un comienzo de encuentro tan emocionante, y menos con dos equipos que no jugaban al fútbol abierto ni espectacular. Sin embargo los 65,000 aficionados que abarrotaron el San Siro quedaron boquiabiertos cuando apenas al minuto 3 del encuentro el arbitro holandés Dick Jol marca la pena máxima a favor de los Naranjeros, debido a una mano del sueco Andersson, la algarabía en el graderío se hizo presente, Gaizka Mendieta el capitán estaba listo para cobrar, frente a el estaba el guardameta teutón Oliver Kahn uno de los mejores del mundo; Gaizka toma un profundo respiro se prepara tira y GOL engañando totalmente a Kahn. El Valencia al frente 1-0, esto era lo mejor que le podía pasar a Cúper y a sus pupilos, un gol tempranero para poder hacer lo que mejor saben : defender. Sin embargo tres minutos después Effenberg realiza una jugada de desequilibrio por el lado izquierdo del área valenciana y fue derribado de manera absurda por el francés Angloma que trajo como resultado el segundo penal de la noche pero esta vez en el arco contrario, ahora la alegría era bávara, el encargado del penal sería un símbolo del Bayern, Mehmet Scholl, en el arco estaba el "Dragón" Cañizares así como una hinchada alemana atrás del marco, todo estaba a favor del empate sin embargo Scholl no pudo con la presión y tiró como un jugador amateur; Cañizares se lanza hacia su derecha pero logra parar el penal con sus piernas, ahora la alegría cambiaba de rostro, todo estaba favor del Valencia, en teoría. Pasaron los minutos y ninguno de los dos equipos tomaba la batuta, hasta que el Bayern empezó a jugar a su ritmo y poco a poco el juego se volvió rojo, Effenberg dominaba el mediocampo las bandas estaban adueñadas por Lizarazu y Salihamidzic, esta presión no tuvo su recompensa a pesar de un tiro que coqueteo por la línea de gol por parte de Elber, así como un tiro libre de Mehmet Scholl, pero el Bayern no encontraba la forma de sobrepasar la fantástica línea defensiva del Valencia que seguía imbatible. Y terminaba el primer tiempo, con la mínima ventaja para Valencia, una diferencia que los dejaba a solo 45 minutos de ser campeones de Europa y tomar una venganza personal. Al arrancar el segundo tiempo se vieron las intenciones de cada uno de lo equipos, por una parte el Valencia de Cúper hizo un cambio para dominar más su tipo de juego precavido y defensivo, sacando a "Pablito" Aimar, su jugador más habilidoso y peligroso y metió a David Albeda; por el contrario Hitzfield sacó del campo al lateral francés Willy Sagnol y metió al delantero Carsten Jancker. El partido comenzaba de nuevo, nada para nadie en el complemento sin embargo el Munchen se veía mejor, y por fin se notó tras un centro por izquierda del Elber que llega a tocar la mano del italiano Amadeo Carboni dentro del área tras un pequeño empujón de Jancker, Jol no duda y un tercer penal es marcado, Cúper sin expresión en su cara, y de nuevo la hinchada teutona se levanta, sabían que este penal tenía que ser convertido, el encargado iba a ser el capitán Effenberg, el otrora estrella de la Fiore que se ha caracterizado por ser un líder y tener nervios de acero parecía no inmutarse por los hinchas del Valencia atrás de la portería, y sin esperar tiempo después del silbatazo de Jol se encarrero y con un toque fino a la izquierda de Canizares emparejaba los cartones. Bayern 1 Valencia 1; la historia apenas comenzaba. Parecía que el Bayern se echaría para atrás pero seguía dominando el medio campo y sumando unidades hacia el campo rival, Cúper metió entonces al campo al habilidoso Zlatko Zahovic en lugar del delantero Juan Sánchez. Nada cambiaba, el Bayern seguía dominando, pero con Zahovic en la cancha había "mas frescura" dentro del ataque valenciano que en los botines del esloveno tuvo su último chance que Kahn salvó muy bien. Sin embargo el tiempo extra era inminente, antes del pitazo final para los 90 minutos reglamentarios Cúper usó su último cambió debido a una lesión del defensa central argentino " Ratón " Ayala, entró entonces Miroslav Djukic. En los tiempos extras nada interesante el Bayern se volcó de nueva cuenta al frente con el cambio de Alexander Zickler por el carioca Elber; a pesar de esto sólo hubo una jugada de peligro a través del "Tanque" Jancker que metió un balazo de media distancia a la izquierda de los tres palos de Cañizares, toda pronosticaba una definición por penales así que Hitzfield sacaba a Scholl y metía a Paulo Segio para la tanda desde los 12 pasos. Jol pita y nos vamos a penaltis. Después de un partido aburrido sin chispazos ni emociones grandes todo se definiría por la manera más dramática donde se alzaría un héroe y un culpable quedaría sembrado en el pasto. Los capitanes se reúnen; los penales se lanzarían en la cabaña donde estaban los hinchas alemanes y empezaría a tirar el equipo de Germania. El primero en tirar sería Paulo Sergio que tarda en tirar debido a una colmillada de Cañizares que lo pone nervioso y Paulo Sergio vuela el penal ante un Cañizares vencido, el primer golpe lo da el Valencia; por el Vale viene a cobrar Gaizka que engaña a Kahn cambiándole el lado de ejecución en comparación al gol tempranero del encuentro. Valencia 1 Bayern 0. Segundo cobrador seria Hasan Salihamidzic que con frialdad cobra a la derecha del "dragón" que se va engañado, se empata la tanda ; Tocaba el turno al noruega Carew que fue uno de los mejores del encuentro aunque estuvo demasiado solo en el ataque, pero en el penal no falla, engaña a Kahn de manera excepcional, Carew pone al frente otra vez al Vale y se da tiempo de aplaudir y festejar ante los alemanes. Tercer round, Alexander Zickler delantero de recambió anota el tercer penal, nada que hacer para "Cañi", venía para poner en ventaja Zahovic pero Kahn en una atajada por demás fenomenal empareja los penales ante un Zahovic desconsolado que había estado muy bien en el encuentro, pero que para su infortunio anunció su penal ante este muro del arco. Bayern 2 Valencia 2 emoción que no se vio en 120 minutos. Se paraba entonces frente al balón el hombre que hacía unos cuantos días dio el tercer titulo de liga de manera consecutivo al Bayern, pero esta vez el destino ya no convertía al sueco Patrik Andersson en héroe pues tiró un penal flojo y al centro; de nuevo Cañizares se alzaba como figura, la torcida del Valencia mandaba alabanzas al cielo; en un estallido en el San Siro Amadeo Carboni el italiano tomaba unos pasos atrás del balón se encarreró metió un trallazo al centro de la portería y Kahn que se había movido a su izquierda estira su mano derecha y de manera agonizante detiene el balón, que después pega en la horizontal y bota delante de él, Kahn paraba su segundo penal y de nueva cuenta de manera excelsa, ahora la alegría era toda roja. El marcador sin movimiento y se venía el último penal. Effenberg toma el balón lo acomoda, el nuevo "Kaiser" sin miedo mete un golazo al ángulo superior derecho de Cañizares, ahora la presión era para Ruben Baraja que sin pánico escénico le dice adiós a la tanda normal de penales y la manda a muerte súbita metiendo un penal a la esquina inferior derecha de Kahn que le paso cerca de su estirada. Los primeros cobradores en muerte súbita serían dos zurdos extranjeros. Lizarazu el primero mete un balón jalando el gatillo que deja engañado al "Dragón". De igual manera pero mejor lo cobra el" Kily". Nada para nadie 4-4. Ahora para la séptima ronda dos defensas vienen a cobrar el primeroThomas Linke sin expresión en su cara deja parado a Cañizares para poner la ventaja en los alemanes. Mauricio Pellegrino el zaguero central zurdo argentino estaba muy tranquilo sin embargo anunció su disparo y Kahn que había estado fenomenal para el tiro. Kahn se levanta del césped y corre a festejar... Cañizares y Pellegrino quedan en el pasto llorando y con el animo roto. Cañizares en rodillas junto a la portería era consolado por Kuffour y Kahn en una postal de Fairplay. La felicidad del Bayern era plena tanto en la cancha como en las gradas donde figuras como los futbolistas Becknebauer, Völler, Matthaus y el ex-tenista Boris Becker festejaban su cuarto título europeo, nada cambia este sentimiento de triunfo, en contra parte los aficionados del equipo español que es bañado por el Mediterráneo lucían sin esperanza y Cúper también en lágrimas sabía que sería su última Champions con el Valencia. Y así con una vuelta Olímpica por el conjunto bávaro, con la Copa en manos de Effenberg y demás jugadores, y como fondo musical " We are the Champions" de Queen, terminaba la temporada de la UEFA Champions League 2000/2001, una temporada llena de sorpresas con un campeón que no lució en la final pero que saboreo el campeonato tal vez como ningún otro equipo en la historia pues fue lleno de alegrías y satisfacciones por que tomo venganza de manera deportivo de los dos equipos que en las últimas dos temporadas los habían marginado de la copa. Enhorabuena para Campeón, el nuevo Rey de Europa el FC Bayern München BV.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas