Los Pumas y Sergio Bernal

Mediotiempo.com puede no estar de acuerdo con la opinión que aquí se vierte. Si deseas que publiquemos tu ideas, manda correo a: aficionado@mediotiempo.com.

Mediotiempo.com puede no estar de acuerdo con la opinión que aquí se vierte. Si deseas que publiquemos tu ideas, manda correo a: aficionado@mediotiempo.com. Por: Francisco Gutiérrez (francisco.gutierrez@bancomer.com) Actualmente tengo 27 años, pero desde los 12 sigo fervientemente al equipo de Los Pumas de la UNAM. A lo largo de estos últimos 15 años he aprendido que el Club Universidad es algo más que un club de fútbol, es formación académica y deportiva (por mencionar algunos) de varios niños que a través de los años nos demuestran sus capacidades intelectuales o deportivas. Y ya que toco el punto de formación deportiva, he visto desfilar a varios técnicos en esta gran institución: Desde el último torneo dirigido por Mario Velarde (q.e.p.d.) hasta Hugo Sánchez.. A algunos tal vez no se les haya dado una gran oportunidad (Pablo Luna) y a otro se le destituyó después de una temporada en que eliminan a Cruz Azul en etapa de finales (Roberto Saporiti); y así puedo continuar. Pero aquí, el punto importante son los jugadores: A los Pumas han llegado varios jugadores extranjeros, algunos pasan sin pena ni gloria (Sabatini, Bolsonello, Coelho, Depietri, Donoso); y otros que a pesar de tener muy buenas condiciones nunca dieron el máximo que el club exige (Zermatten, Caballero, De Almeida, Zambrano). Y muchos de estos jugadores tal vez no hayan dado resultado debido a muchos factores y voy a ejemplificar uno muy particular: Christian Domizzi (que a mi juicio fue el último gran jugador extranjero que vino a Pumas) fue un gran delantero, y si no acabó por dar lo que se esperaba de él, fue porque en su momento no existían jugadores nacionales o extranjeros que pudieran surtir de balones a éste gran delantero, y así como él, puedo seguir nombrando muchos. Así he visto muchas cosas: El castigo de Zermatten, al cual aguantaron y después se tuvo que ir. Horacio Sánchez en algún momento hizo declaraciones que terminaron en influir en la salida de Roberto Saporiti. La salida de Javier Lavallén, también por hacer declaraciones que perjudicaban a la institución. Así, por declaraciones o por rendimiento de juego no esperado, los jugadores se tienen que ir… Pero el caso más grave es el de Sergio Bernal. Yo no dudo ni un momento que Bernal sea una buena persona, tal vez un buen padre, un buen amigo y un buen esposo, pero todos aquellos que demostramos querer a la camiseta de Los Pumas, nos hemos percatado que no es el gran portero que todos esperábamos que fuera. Recuerdo que me tocó ver su debut, y lo que veíamos era excepcional: un portero alto, joven, con muchas cualidades y al principio un buen atajador de penales, pero hasta ahí. Errores los tenemos todos, pero en un deporte como el fútbol, los errores cuestan caro, y si no pregúntenle a Adolfo Ríos en la final de 1987-1988. Los porteros no están exentos de errores, pero de ellos depende que se les recuerde más por su regularidad que por sus defectos, y para muestra, varios botones: Jorge Campos, Miguel Marín, Oscar Perez, Zelada, etc, etc, etc. Es increíble que después de tantos años, Bernal siga cometiendo errores que cuestan, errores de concentración, errores infantiles. No concibo como un equipo que siempre se ha preocupado por darle oportunidad a los jóvenes, haya mantenido a Esdras Rangel tanto tiempo en la banca, así como no concibo tampoco que no hayan salido más porteros , con mejores cualidades que las de Bernal, y, que seguramente los hay y muchos. Y esto va particularmente para Sergio: Si dices querer tanto a ésta gran institución, y estás consciente que el equipo ha perdido mucho más de lo que ha ganado cuando tú estás en la portería, por dignidad, por amor a la camiseta, por respeto a los aficionados, retírate del fútbol, ya que a lo largo de los años has demostrado que nunca fuiste un jugador de primera división. A la larga, los aficionados y el Club te lo vamos a agradecer.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas