De violencia y seguridad

**Si quieres que publiquemos tu opinión manda un correo a aficionado@mediotiempo.com

**Si quieres que publiquemos tu opinión manda un correo a aficionado@mediotiempo.com Por: Víctor Hugo Castillo Nuevamente un caso más de violencia empaña el aún más empantanado futbol mexicano, esta vez con consecuencias lamentables y sin una mano que más alla de hacerse responsable de estos hechos, se avientan la bolita entre autoridades que dicho sea de paso solo alzan la voz en estos casos y se vuelve a la falta de continuidad (palabra tan inexistente en el medio futbolistico nacional) y en este caso en cuanto a la seguridad en los estadios. Se echa la culpa a equipos como Pachuca por haber introducido esta llamada "argentinización" al público, es cierto, se trae una nueva atmosfera de pasión, de ambiente, de aliento al equipo pero eso fué el pretexto para que ciertos inadaptados cometan actos que por desgracia han ido más allá de una simple golpiza al rival en esta jornada que acaba de pasar, lo aun todavía más crítico es que fué entre aficionados del mismo equipo, un petardo le estalló y ahora este joven está a punto de perder la vida; olvidemonos si le va a las chivas, a pumas, al odiado américa, eso ya no importa, estamos hablando de la integridad física de una persona que si bien su gusto futbolero es de otro color, no es justificable el burlarse de el dolor ajeno; fué en este caso un chico de 21 años, que pasaría si ustedes amigos que cuentan con hijos y que gustan de llevarlos al estadio hubieran sido los infortunados? Si esta vez el caso ha tomado dimensiones con una adolescenteimaginense con un niño, un bebé, una mujer, un anciano. Todos tenemos el mismo derecho de ir a un espectaculo público y estar seguros dentro de un estadio o foro, si, que el apoyo se dé con intensidad, pero que no atente contra la vida de los demás. Mucha culpa de todo esto la tienen (como siempre y en muchos casos de nuestro multicitado futbol nacional y en varios aspectos) los directivos, gente de pantalón largo lista para el protocolo y las habladurías, el negocio antes que la afición, gracias a ellos este deporte tan noble ha tomado tintes de mediocridad y preocupación en todos sus ámbitos, no se podrá hacer nada contra la violencia y la pasividad de el futbo porque no hay seguimiento ni continuidad en el trabajo, por el momento todo mundo hablará y prometerá medidas de seguridad en los diferentes frentes del país, pero por cuanto tiempo? y como podemos confiar en esas promesas cuando los colibríes tienen un estadio a la mitad de construído? cuando el "Pirata" Fuente se está cayendo? que el estadio de San Luis tenga obras sin concluir? que la comisión revisora sólo se encarga de recibir dinero de las directivas para que sus equipos jueguen? que de tanto patrocinio en playeras no salga para un sistema de seguridad? Piensen que este juego es muy noble, y que nuestros hijos en la calle emulan a sus respectivos ídolos en la cancha, que la violencia no sea pretexto para que nuestros hijos copien esos actos vandálicos y reprobables.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas