Qué pena me da la TV

Por: Nakata

Por: NakataRecuerdas porqué empezaste a jugar fútbol, recuerdas cuáles eran los sobrenombres que utilizaban tu y tus amigos en la cascarita de los sábados o después de la hora de clase, recuerdas el porqué elegiste ese número para vestir en tu primer partido de fútbol o quién  influyo y te motivo para apoyar a una conjunto a morir, recuerdas todo eso.

Si has empezado a recordar, mucho de eso tiene que ver la televisión ya que gracias a esa caja “tonta” como algunos la llaman pudimos conocer y ver jugar  algunos de los más grandes como Alfredo Distéfano, Edson Arantes Do Nacimento  “Pelé”, Michel Platini, Diego Armando Maradona y poder estar de cerca en todos los goles de Hugo Sánchez en su paso histórico por balompié europeo, estos son algunos de los muchos  héroes de las canchas.

Pero esos nombres que se nos grabaron y  forman parte de nuestras vidas de alguna forma se lo debemos a la televisión, pero ahora parece que los empresarios de los medios de comunicación han empezado una batalla lenta e indirecta contra las nuevas generaciones de niños y jóvenes que poco a poco pierden la posibilidad de alcanzar  a los nuevos héroes de canchas y dejan de aprender cómo se juegan en otros países.

El pasado sábado dio inicio la Copa Mundial de Fútbol Femenino 2003 en los Estados Unidos, con la participación de representativos nacionales de los 5 continentes, pero solo se transmitió por la llamada “televisión directa” y solo algunos “privilegiados” pudimos disfrutar de los encuentros disputados pero el punto a reflexionar es cuántos de esos “privilegiados”  fueron niñas  o niños que se dejaran  marcar y tocar  por alguno de los movimientos de la norteamericana Mia Hamm que se encuentra entre las mejores jugadores del mundo, o alguno de los tres goles de la japonesa Mio Otani o sencillamente por toda esa emoción, técnica y carácter que imprime cada jugadora en un encuentro mundialista.

Y si empezamos a poner cada vez más lejos ese tipo de eventos va llegar el punto en que los héroes desaparezcan y su influencia en las nuevas generaciones sea nula y no vuelvan a nacer figuras de la talla como  Maradona, Pelé o una Mia Hamm es algo muy triste pero debe existir una forma en que los medios de comunicación se puedan dar cuenta del daño que están haciendo. Simplemente pongo como un ejemplo el box cuántos campeones mexicanos hay en la actualidad en activo, creo que dos de cada diez personas encuestadas contestarían algún nombre correctamente y casi nadie contestaría cuantos y quienes son, y esto se lo debemos al llamado PPV y espero que eso no suceda con el fútbol pero esta sucediendo ya esta cada vez más lejos el mejor balompié del mundo como es el español y el caso más reciente del fútbol americano por televisión abierta.

Pero lo que nos une aquí es el FÚTBOL SOCCER y creo que esto de la televisión de paga le esta haciendo mucho daño a las nuevas generaciones de niños que están cada vez más hambrientos por ver a mejores jugadores y aprender de ellos y no solo dándoles entrada gratis a un encuentro de repechaje de la selección femenil en el estadio Azteca  o transmitir un Gallos Blancos contra un San Luis puede ser suficiente para la gente que quiere amar y aprender FÚTBOL y si esto no se corrige dentro de un futuro no habrá más apodos en la cascarita, las figuras a seguir irán desapareciendo poco a poco y se ira perdiendo el sentimiento y la ética que tiene el deporte más bello del universo el FÚTBOL SOCCER.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas