Futbol defensivo

Ayer (martes) escuché a un muy molesto Ricardo Ferretti cuando se le cuestionó sobre su manera de jugar y su “filosofía” futbolística, se le preguntó: ¿Será Pumas más ofensivo con la llegada de...

Ayer (martes) escuché a un muy molesto Ricardo Ferretti cuando se le cuestionó sobre su manera de jugar y su “filosofía” futbolística, se le preguntó: ¿Será Pumas más ofensivo con la llegada de Ailton y Palencia? A lo que indignado respondió: “Encuéntrenme un jugador que yo haya dirigido y que le haya dicho que no ataque. Si ustedes me lo encuentran y corrobora aquí enfrente me retiro del futbol”.

Sinceramente me parece un exceso poner en juego su profesión por la declaración de uno de sus dirigidos, ya que cualquier jugador en este planeta tierra ha recibido, aunque sea en una sola ocasión, la orden de no atacar.

“Tuca” tomó el calificativo de “defensivo” como un insulto o un agravio, situación equivocada. El ser defensivo u ofensivo no hace mejores o peores directores técnicos, simplemente son estilos y tácticas empleadas al servicio colectivo del equipo.

Últimamente he escuchado a directores técnicos decir que respetan su manera de jugar esté quien esté y tengan a quien tengan; que por encima de todo hay que mantener una idea futbolística. Otros (los más ganadores en la historia de este país), dicen que la grandeza e inteligencia de un técnico se encuentra en el saber aprovechar las cualidades individualidades para un sistema común, y que el técnico dependerá en la mayoría de las ocasiones de lo que tiene a la mano para intentar jugar de alguna u otra manera.

El intentar imponer un estilo de juego que busque siempre la portería de enfrente no asegura la victoria, así como tampoco el saber defender como mejor arma, asegure el no perder. Lo optimo en un plantel es encontrar un equilibrio entre las líneas y la suficiente coordinación como para saber por donde y como atacar.

Además, los técnicos que se hacen llamar “ofensivos” son los que menos títulos pueden encontrar en sus vitrinas, aquellos que buscan afanosamente el campo rival terminan por descuidar el propio. Si uno revisa la historia, se dará cuenta que los técnicos más ganadores de nuestro futbol han sido calificados de “defensivos”, así que Ricardo Ferretti no tendría que ofenderse por catalogársele como tal.

Es sólo una definición que los medios de comunicación y sus propios jugadores les dan a sus técnicos. Mismo calificativo que otorga el tiempo y la efectividad en sus números, ya que es esa, la estadística, la que comúnmente indica el éxito o fracaso de una carrera.

Opina de esta columna aqui

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas