Son otros tiempos

Sí, perdimos como siempre en penales, pero el sabor de boca de esta Selección Mexicana ha sido diferente. El cambio que se empezó a gestar en los noventa cuando llego Menotti y le siguió Mejía...

Sí, perdimos como siempre en penales, pero el sabor de boca de esta Selección Mexicana ha sido diferente. El cambio que se empezó a gestar en los noventa cuando llego Menotti y le siguió Mejía Barón, ha tenido un repunta importante en esta Copa Confederaciones con un Ricardo Lavolpe haciendo un gran trabajo con el equipo mexicano.

Claro está que todos acabamos muy molestos por la derrota en penales, pero el Tri ha sorprendido al mundo y debemos estar satisfechos por ello. México ha demostrado que de continuar con el buen futbol y trabajando en lo mental, debe ser de los equipos sobresalientes del próximo mundial.

Cierto es que Argentina no jugó su mejor partido, pero México planteó un partido muy inteligente. Los chés dicen haber sido muy superiores (esa soberbia que los invade no hace que reconozcan el crecimiento de nuestro futbol) sin embargo todo se decidió desde el manchón penal donde cualquiera pudo ganar. Lo hecho por el Tri es muy meritorio considerando todo lo que ha pasado en las últimas semanas y partidos… la situación con los jugadores de Chivas, las lesiones de Rafa y Hugo Sanchez, el vergonzoso caso de Galindo y Carmona, la salida de Ramoncito por el criminal Coloccini, la expulsión de Márquez. Esta selección mexicana, con todos sus jugadores, sanos y en plenitud, deberá ser protagonista de Alemania 2006. Son otros tiempos, hace veinte años no imaginábamos hablar de esto.

Jugar con potencias como Brasil, Argentina y Alemania en una sola semana es muy importante y no se da todos los días. Lo único bueno de la derrota es que el Tri tendrá la gran oportunidad de enfrentar a los teutones, con una presión importante ya que el público estará a todo con ellos, es una prueba adicional para este grupo de jugadores. Siempre se menosprecian los campeonatos de la Concacaf, sin embargo ahora estamos viendo la importancia de jugar bien y ganar la Copa de Oro, el torneo que le da a México el pase a esta prueba del Mundial.

Rafa Márquez, a pesar de no jugar su mejor partido y hacerse expulsar demostrando cierta inmadurez, es el mejor jugador de la actualidad y esto nos lleva a reflexionar sobre la importancia de que más jugadores nacionales emigren a Europa, si tuviéramos por lo menos cinco o seis jugando en las ligas europeas, el nivel de la Selección Mexicana sería aún mejor. Suena por ahí que Salcido tiene ofertas, ojalá se concrete algo importante.

Ricardo Antonio Lavolpe es un gran técnico y ha demostrado que debe llegar al Mundial con el apoyo de todos. Debe seguir aprendiendo y no culpar a la prensa de todo. Debe él, junto con los federativos, reflexionar sobre el caso del doping y hablar siempre de frente a los medios, los que hacen que el aficionado se entere. Todos los involucrados tienen que comportarse a la altura, hoy el futbol mexicano está dando la cara y debemos aprovechar esa oportunidad dejando de lado las tonterías y los malos manejos de pantalón largo. Alemania es el rival en turno, y aunque se antoje complicado ganarles, ha quedado claro que son otros tiempos y México podría aguarles todavía más su propia fiesta.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas