Los 'pobres ilusos'

Nuevamente México se coloca en una ronda de vencer o morir en un Mundial, y aparecen los 'pobres ilusos' que piensan que se dará el pase, denostados por los 'sabios' que anticipan otra eliminación.

Nuevamente México se coloca en una ronda de vencer o morir en un Mundial, y aparecen los 'pobres ilusos' que piensan que se dará el pase, llamados así por los 'expertos' que anticipan otra eliminación azteca. Las expectativas han crecido, y basta voltear alrededor para ver que la mayoría de la gente se ha impregnado de una extraña ilusión; exagerada, dirían muchos de la vieja guardia, a los que la razón y la experiencia les dice que el domingo ante Holanda se nos acaba la fiesta. Pero ante lo polarizada de la brecha generacional  ¿Quién tiene la razón? ¿Acaso estamos siendo demasiado optimistas?

El lema de 'a qué el tiras cuando sueñas...' es el mandamiento ideal para quienes quieren derrotar a México desde antes de jugar.

Pero existe una nueva corriente de aficionados, jóvenes afortunados a los que soñar les ha resultado una grata realidad, y a los que el éxito les ha sonreído en el futbol.

Yo hace rato pasé de los 30, pero tenemos que darnos cuenta que los últimos resultados históricos han abierto un parteaguas en la Selección. Los chavos que hoy tienen 20, 18 años, difícilmente sufrieron las cosas que a los mayores nos marcaron con el Tricolor. Si nacieron por 1996, comenzaron su andar futbolístico hasta el nuevo siglo, acompañados de nuevos y mejores resultados. Esos logros les abren otra realidad, y marcan un nuevo amanecer que tenemos que respetar. Ellos no tienen el sabor avinagrado de la caída ante Bulgaria en el 94'. No están infectados con la humillación con Túnez en el 78', o la rabia por el gol anulado al 'Abuelo' en el 86'. No queramos mancharlos con los cambios de Mejía Barón, los 'Malditos Penales', o los 'Ratones Verdes'. Difícil que un chavo que nació en el 96' comprenda la precipitación de Aguirre en el 2002, o la falla de Luis Hernández ante los alemanes, ejemplos claros de cómo las cosas se nos iban siempre de las manos. Por el contrario, los nuevos fans están creciendo en una métrica donde los cachirules que nos privaron de Italia 90' parecerían salidos de un cuento de terror. Estos chicos de 20 han sido alimentados con el grito del 'sí se puede', y han visto al Tricolor en más hazañas que vergüenzas. Llegaron al futbol cuando se maravilló al Mundo en la Confederaciones 2005, y se venció a Brasil en Hanover. Con su primer Mundial en la última década, nacieron a la pasión con el inolvidable 2 de octubre 2005, cuando la Sub-17 de 'Chucho' Ramírez le gritó al mundo que todo se puede.

Entonces, si sólo conocen un rostro ganador de la Selección ¿Cómo prohibirle a los nuevos fans que se ilusionen, cuando el éxito los ha acompañado casi desde la cuna? ¿Cómo pedirles que adopten una cultura derrotista en la que no les ha tocado vivir? ¿Cómo decirles que no se puede, cuando en su corta vida conocen un México más ganador que el que nos tocó nunca? Igual que hace cuatro, ocho, y 12 años, la ilusión por el quinto partido es para 'los genios' una misión fallida. Pero entendamos que para la nueva ola representa un paso posible, ejemplificada con la gloria obtenida en Panamericanos, el tercer lugar Sub-20 en Colombia, el título Mundial Sub-17 en el 2011, y el Oro Olímpico del 2012. Es cierto, sigue Holanda, el equipo más encendido hasta ahora en el Mundial. ¿Le vamos a ganar? Nadie lo sabe. Pero lo cierto es que no es delito pensar que se puede, y no podemos culpar a los que sueñen con ello, cuando la historia reciente dice que tenemos con qué. Dejemos, entonces, que sea su experiencia, y no la herencia de un pasado que no vivieron, la que determine si su ilusión es efímera. Y por qué no, si se vence a Holanda y se llega a Cuartos, esperemos que esos mal llamados 'pobres ilusos' exporten su optimismo y confianza a la maleada generación de antaño, ésa que se jactaba de jugar como nunca, pero perdía como siempre. Al final, no estamos lejos de eso.

Twitter: @oscaradrian_vzz

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas