De Taquito

Después del inminente retraso de la llegada de Rafael Márquez con la Selección Mexicana proveniente de España para disputar el primer compromiso del hexagonal final de la CONCACAF, ante Costa...

Después del inminente retraso de la llegada de Rafael Márquez con la Selección Mexicana proveniente de España para disputar el primer compromiso del hexagonal final de la CONCACAF, ante Costa Rica, los cuestionamientos vuelven a provocar agruras y un fuerte dolor de cabeza. El Barcelona se rehúsa a dejar partir al mexicano antes del juego del domingo 6 de este mes ante el Atlético de Madrid, dentro de la fecha 22 de la liga de las estrellas, aduciendo que la razón los asiste, ya que el miércoles 9 de febrero es fecha FIFA para juegos amistosos y pueden enviarlo sólo 2 días antes. En realidad para el “Tri” es más que eso, ya que es un partido oficial. Es el inicio de la fase final rumbo a Alemania 2006 y ante un rival históricamente complicado, sobre todo cuando se le visita, como en este caso.

La lucha por retener al defensa azteca de parte del conjunto catalán, emociona, ya que deja en claro que “Rafa” está haciendo tan bien las cosas con el cuadro líder en España, que ellos no quieren perdérselo en un duelo tan importante como este ante el “cuadro colchonero”.

Es entonces cuando me surgen dos grandes cuestionamientos: Por un lado, cuando escucho las declaraciones del Secretario General de la Femexfut, Decio de María,  dándose por vencido en la búsqueda de justicia ante el reglamento del máximo órgano rector del futbol mundial diciendo: ”No se trata de discutir o pelear, sino de ganar en la cancha. . . hicimos lo que pudimos”, me deja la impresión de que los directivos mexicanos, que por definición deben velar por el bienestar del balompié azteca, prefieren evitarse “una bronca” con la CONCACAF, FIFA y Barcelona F.C, antes que luchar por los derechos y sano desarrollo del equipo nacional. Y es que ahora resulta que deciden “no pelear” ante las instancias futbolísticas por sus derechos reglamentarios en el camino mundialista, pero sí pelean ante autoridades gubernamentales interponiendo abogados para echar abajo un decreto presidencial con casi 60 años de antigüedad con el propósito de eliminar una plaza futbolística a los mexicanos en el Distrito Federal. Porque hace un mes, lanzaron el “grito de guerra”, diciendo a los 4 vientos que la razón y las figuras jurídicas estaban de su lado para hacer que los equipos de la primera división, alinearan a 5 extranjeros en la Ciudad de México y no 4 como venía ocurriendo. Por fin, ¿quieren o no quieren pelear, o de plano esa lucha por deshacer lo que el entonces presidente de México, Manuel Ávila Camacho, buscaba al favorecer a los nacionales, los dejó exhaustos?

Esa es una duda que tengo, aunque la otra, sería pensar que el mismo Rafael Márquez, es quien pidió viajar tarde para no perder su lugar, -muy bien ganado-, en el cuadro titular azulgrana. De ser así y aun cuando todo sale bien, no entiendo por qué la gente no llama a las cosas por su nombre y se deja de enredos.  Por ahí alguien dijo “No hagas cosas buenas, que parezcan malas”.

Oscar Guzmán, la "nueva contratación" de mediotiempo.com, trabajó en diversos medios de comunicación en México antes de partir a los Estados Unidos en el 2003. Actualmente es presentador de deportes en Telemundo Chicago, comentarista de futbol con la cadena nacional de Telemundo, narrador oficial en español del Chicago Fire de la MLS y titular de la sección deportiva en el "Show de Beto Carreto" 950 am radio.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas