Futbol sin técnica de dirección

Para nadie es un secreto que la figura con menos certeza sobre su futuro dentro del futbol es la del director técnico. Un hombre que acapara las miradas, las críticas, las grabadoras y las...

Para nadie es un secreto que la figura con menos certeza sobre su futuro dentro del futbol es la del director técnico. Un hombre que acapara las miradas, las críticas, las grabadoras y las cámaras, depende siempre de un resultado.

Este inicio de año ha sido voraz para algunos en México. Alfredo Tena se quedó sin trabajo, cuando parecía que no era para tanto. Cayó de visita en la Copa Libertadores, -accidente que a decir de los propios sudamericanos sucede con frecuencia-.  El “Capi Furia”, fiel a su estilo sobrio, ni se inmutó.  Tomó sus cosas y se fue de Pachuca sin mayor reclamo.  Por su parte Ignacio Palou, terminó con su primera etapa al frente de un equipo profesional. El Puebla busca no descender y prescindió de sus servicios. Palou agradeció la oportuidad recibida, dejando en claro que siempre puso lo mejor de su parte. Antes, José Luis Trejo, había dejado a los Jaguares, equipo con el que el torneo anterior entró a la liguilla como lider general. En este caso, la premura por el problema porcentual, fue el detonante.

Hasta aquí todo, aunque discutible, parecía no salirse del “script”. Nadie imaginaba la nueva novela que los dirigentes de la Femexfut tenían preparada para el público futbolero. Históricamente, un entrenador cesado tenía que esperar al siguiente torneo para volver a buscar un nuevo trabajo. Los flamantes directivos del máximo órgano rector en en balompié azteca, no conformes con “lo del decreto de Ávila Camacho”, ahora aseguraron  no tener objeción para que un entrenador, pase de un equipo a otro en un mismo torneo.

José Luis Trejo se convirtió en el nuevo entrenador del Pachuca tan sólo 9 días después de desvincularse de los Jaguares. Algunos argumentan esta decisión a la forma en la que Trejo se fue de Chiapas. Si fue o no una renuncia, -más que un cese de la directiva-. Si Trejo es un hombre decente, -que sí lo es-. Si la directiva del Pachuca es honorable,  -punto también afirmativo-.  Si existen o no lagunas en los reglamentos de competencia,  -fenómeno constante en cualquier ley y por demás litigable-. Lo cierto es que estamos ante un hecho completamente fuera de lo normal.

¿Amor a la camiseta? ¿Profesionalismo de alto nivel?... No se si meterme de lleno a analizar estos cuestionamientos. Mejor me quedo con la frase del maestro -porqué para corroborar lo que mis ojos estaban viendo, tuve que telefonear al personaje infalible, al más exitoso de todos en México, al único 7 veces campeón de Liga y con 3 experiencias mundialistas en la banca tricolor-. Le llamé al que admiro y respeto  por lo que sabe y por lo que dice.

Don Nacho Trelles me dio su respuesta, que en esta ocasión la noté con tono diferente al de costumbre. El desparpajo de siempre tenía un dejo de preocupación con mezcla de hastío. Eso sí, como siempre, la respuesta fue corta de palabras aunque kilométrica en profundidad... “es inmoral”,  me dijo... “las decisiones que hoy en día se toman en el futbol mexicano, se estan haciendo de manera inmoral”.

Ante tal juicio, yo ahora me pregunto: ¿qué dirán los que estan afuera esperando regresar? como Fernando Quirarte, Luis Fernando Tena, o Victor Manuel Vucetich, técnicos probados y con coronas en sus vitrinas. O peor aún, ¿qué dirán los que ni siquiera han recibido la oportunidad, los que se han preparado desde hace mucho tiempo, pero que  quizá ven su debut como una ilusión cada vez más dificil de cumplir?. ¿Qué dira la afición, que hoy apoya a su técnico, para que el próximo domingo lo pueda tener como rival? ¿Quién regula?  ¿Quién manda? ¿Quién decide?

Yo sigo dándole vueltas a los distintos matices con los que se puede analizar la sabia respuesta de Don Nacho. Y es que quizá en realidad al futbol mexicano de hoy, no le hace falta mejores directores técnicos, sino una mejor técnica en su dirección.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas