La mano de Henry, ¿y la patada de Aguirre?

Sin duda alguna una de las notas más comentadas en las últimas semanas, en el mundo entero, ha sido la penosa mano que cometió el jugador francés Thierry Henry.

Sin duda alguna una de las notas más comentadas en las últimas semanas, en el mundo entero, ha sido la penosa mano que cometió el jugador francés Thierry Henry, que como bien sabemos prácticamente le dio el pase a la Selección Francesa a la Copa del Mundo, en el partido que los galos disputaron en contra de Irlanda. Por supuesto que fue una jugada reprobable, que significó muchísimo para cuestionar varios aspectos de la honorabilidad del jugador del Barcelona, y del espíritu del Fair Play mismo que tanto “promueve” (lo pongo entre comillas) la FIFA. La mano fue incuestionable, al igual que el error del árbitro. La jugada en sí no da siquiera para el debate. En todos los países en los que el futbol es un deporte popular, que son la mayoría del mundo, el jugador Henry fue terriblemente criticado. La acción generó todo tipo de reacciones, desde la petición para que repitiera el partido, hasta la idea de que Irlanda se sumara como la Selección número 33 entre los contendientes para conquistar la Copa del Mundo. Ahora, que como bien sabemos, México, en Sudáfrica 2010 comparte su grupo con Francia, el tema de la cuestionable legitimidad de la participación de los galos en el Mundial, cobra más fuerza. Empiezan a surgir comentarios de este tipo: “... pues nos toca jugar contra un equipo que llegó de manera tramposa a la competencia, que no debería de estar ahí”, estas frases continuarán hasta que se dipute el partido. Se le ha calificado a la Selección Francesa como una que promovió la competencia antideportiva. Y, ¿qué pasa con México?. Por supuesto que sin la envergadura que representó la mano deliberada de Henry, me parece que también es justo hacer un ejercicio de autocrítica y, no olvidar lo que no hace mucho cometió nuestro Director Técnico Javier Aguirre en la pasada Copa de Oro, cuando de manera por demás vergonzosa le tiró una patada en pleno juego al jugador panameño Ricardo Phillips. Eso fue una corrientada terrible. Si nosotros criticamos duramente a los franceses por la mano de Henry, ¿no estarían los europeos en su derecho de hacer lo mismo con Aguirre y su patada?. Me parece que sí. ¿Qué resulta más antideportiva, que un jugador detenga el balón con la mano, o que un Director Técnico suelte una patada en el desarrollo de un encuentro de futbol?. No lo sé, pero para mí es bastante similar, muy parecido. Ambas acciones son un asco. Tanto Henry como Aguirre, hay que decirlo, pidieron disculpas, pero lo cierto es que las críticas mediáticas para el francés han sido mucho más severas que para el “vasco”. No me parece un argumento justo el afirmar que lo de Henry resultó más penoso porque dejó a Irlanda fuera de un Mundial, y que lo de Aguirre sucedió en un partido de una mediocre Copa de Oro. Cometer una actitud antideportiva es igual de grave en el partido de futbol que sea. O, ¿cometer bajezas tienen menor importancia por tratarse de juegos de menor importancia?. No estoy de acuerdo. Solicito a que si vamos a seguir en los medios satanizando a Henry y a su mano, entonces seamos equitativos y hagamos lo mismo con la patada de Aguirre, y de todos aquellos personajes que han cometido actitudes antideportivas… o mejor, olvidemos todo, y “empecemos de cero”. Usted, amable lector de mediotiempo.com, ¿qué piensa?.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas