¿Qué pensarías si fueras seleccionado?

Imaginen por un momento que son futbolistas profesionales. No creo que haya alguno de ustedes que esté pensando en hacerse "güey" en su paso por la Selección y jugar los partidos a medio gas....

Imaginen por un momento que son futbolistas profesionales. No creo que haya alguno de ustedes que esté pensando en hacerse "güey" en su paso por la Selección y jugar los partidos a medio gas. Imaginen todo el esfuerzo que hay que hacer para llegar a Primera División y después de eso a la Selección Nacional. No creo que ustedes piensen que ser seleccionado es un regalo que se consigue sin hacer esfuerzo.

Ahora imagínense jugando el partido contra Belice. No creo que haya alguno de ustedes que le pase por la cabeza, vamos a jugar sin ganas o vamos a fallar mucho a propósito. Tampoco creo que alguno de ustedes le valiera el hecho de que empieza una Eliminatoria para el Mundial. Supongo que todos ustedes querrían jugar bien y ganar el partido y convencer para empezar a soñar con jugar la Copa del Mundo.

Ahora bien, imaginen mejor que son periodistas y que tienen un micrófono o una computadora para escribir acerca de lo que pasó el domingo en Houston. Supongo que todos ustedes estarían pensando en escribir o decir algo en donde parecieran ser los más conocedores y los más objetivos. Me imagino que todos ustedes estarían pensando en ser un periodista con credibilidad y sobre todo muy respetado. Supongo que sus notas buscarían ser las mejores y las más leídas. Pues bien, ahora vuelvan a imaginarse jugando. Imaginen que después de un partido no tan fácil, encuentran en las notas que son un desastre y que son vergonzosos. Jueguen con la posibilidad de leer que no hay esfuerzo de su parte y que no merecen ser seleccionados pese a todo lo que han intentado. Imaginen que pese a que ganan un partido, la totalidad de las notas dicen que las cosas pudieron y debieron ser mejores y que esto se repite todos los días.

¿Qué harían? Quiero que sepan los que aún no lo ven así, que los jugadores son personas como todos ustedes. Son jóvenes que lucharon y sacrificaron muchas cosas para llegar donde están y que saben lo fácil que es caer de ese sitio y trabajan todos los días para conservarlo. Por supuesto que hay los que se equivocan. Así como muchos de ustedes no serán ni los mejores estudiantes ni los mejores en su profesión, así también hay los que pese a su esfuerzo, su capacidad no les alcanza para jugar mejor. Así como ustedes con sus equipos de los domingos no ganan siempre aunque dejen todo en la cancha, así les pasa también a los jugadores profesionales.

Ahora bien, los periodistas deberían ser congruentes y entender mucha cosas de estas pero parece que lo más fácil es buscar ser crítico. Siempre habrá algo que mejorar. Y al parecer con esta actitud aparento ser un triunfador y un exigente. Es entonces cuando esta actitud se toma como postura permanente y todos nos volvemos expertos y conocedores de cada resquicio de lo que sucede en una cancha. Somos mejores delanteros que Borgetti y somos mejores técnicos que Chucho. Oswaldo merece la cárcel y algunos jugadores que no son lo que nosotros pensamos deberían merecer el exilio. "Para eso les pagan tanto", pensarán como argumento difícil de contrapuntear. "Con ese sueldo deberían ganar siempre", aunque ni Tiger Woods, ni Jordan, ni ningún deportista o equipo en el mundo  y en la historia ganaron siempre. Pareciera que hoy no hay manera de que los jugadores y los técnicos salgan bien librados en las crónicas de sus acciones.

Vuelvan a imaginarse jugadores y vuelvan a pensar qué harían ante esto. Esa es mi pregunta del día de hoy y no quisiera leer a los que me van a decir que los jugadores se merecen lo que está pasando en México. ¿Es que acaso los medios están esperando que los que jugamos digamos "tienen razón ustedes que no corren ni sudan ni compiten"? Aquí la verdad no sabría yo decir quiénes son peores actualmente. Si los que alguna vez lo hicieron y parecen olvidar lo difícil que es, o los que nunca en su vida lo hicieron y pretenden hacernos creer que ellos lo podrían hacer mejor.

Lo único que les puedo decir con certeza, es que si fueran jugadores o entrenadores estarían igual que los seleccionados están hoy, porque nadie se salva. A muchos de los que hoy trabajan en los medios ni la Eurocopa les llena y ni ahí encuentran a jugadores o técnicos que cumplan. Créanme, hacer eso es lo más fácil porque lo contrario significaría razonar más y eso parece cansarles. Hoy a los periodistas no los puedes cuestionar ni criticar porque se enojan. ¿Entonces porqué esperan que los jugadores no se enojen con sus cuestionamientos y con sus críticas?

¿Pero saben quiénes son los peores? Los que creen a rajatabla lo que leen o ven en los medios y no lo cuestionan. A esos, ni como ayudarlos y simplemente alientan a que los periodistas sigan por donde van.

Opina de esta columna aquí.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas