No cambiará nada

Se acerca el día en que la Femexfut decidirá el futuro de la Selección Mexicana.

Se acerca el día en que la Femexfut decidirá el futuro de la Selección. A mí por más que me digan que lo que se hizo publicando muchas mentiras,  fue buscando el beneficio del futbol, no les creo y les aseguro que no lo consiguieron. Pero si lograron algo que debería haber estado en lo presupuestado: El rompimiento justificado o no entre jugadores y directivos en selecciones nacionales, algo que por donde lo quieran ver, no ayuda en nada sino mas bien perjudica a la selección y lo que involucra. Lo que seguirá a continuación de la designación de un nuevo entrenador no será nuevo. En México estamos “tomados” por un estilo de periodismo del que no se consiguen muchas cosas buenas al hacer los “cortes de caja”. Seguirán los partidos en Estados Unidos porque son necesarios. Seguirán los ataques con insultos a jugadores y entrenadores porque así nos hemos acostumbrado ya.  Los que narran y comentan seguirán burlándose de quien practica el futbol de manera profesional y los nuevos “periodistas exitosos” seguirán buscando notas que pinten de amarillo las portadas. Hoy en México te llames “Vuce” o te digan “Chepo” al llegar a la selección nacional, los medios de comunicación, te harán sentir la “obligación” de atenderlos o sufrirás con las consecuencias. Si no contestas cuándo y cómo ellos quieran,  tendrás que pagar el precio de las críticas subjetivas y extra futbolísticas que hoy en día están tan de moda. A la gente ya la han convencido de que el D.T. nacional está “obligado” a explicar todas y cada una de sus decisiones y someterlas a consenso público. Y no hablemos si en resultados te tardas un poco en entregar buenas cuentas. Empezarán las presiones para que te destituyan. Se hablará del “grave error” designar a “este” y no al “otro” y pasarás de ser un buen entrenador a la cabeza de la fila de los que no saben nada, y ahí si no hay quien se salve. Se olvidará que el plan inicial era que el proceso dure 4 años. Se olvidará que la continuidad es casi siempre un buen concepto para un representativo nacional y se exigirá tu cabeza.  Y aunque el resto de tu carrera haya sido con “saldo blanco” en relación a escándalos y problemas con os medios, aparecerán y de sobra motivos para presentarte ante los aficionados como una persona que no sabe manejar su relación con la prensa, cómo si alguien en el puesto de entrenador nacional hubiera podido hacerlo desde que los periodistas se volvieron igual o más famosos que los jugadores. Si esto sucede, habrá muchos  queriendo tu puesto y seguramente el entrenador que esté de líder o haya salido campeón en esas fechas será “el candidato ideal” a sustituirte. Pero en fin. Ya también como aficionados estamos acostumbrados a que así sea y olvidamos que ese camino no funciona. No sirve de nada lo de alrededor si los resultados no se dan. Viene copa América y copa Oro para buscar un lugar en la copa Confederaciones. Después vendrán eliminatorias olímpicas y sobrarán los momentos para que saturen a la gente de conceptos falsos desde afuera. De esos que estando dentro sabes que no se pueden llevar a cabo pero que desde un escritorio y detrás de un micrófono son “sistemas infalibles”. Seguiremos creyendo que los “europeos” son los mejores futbolistas mexicanos de la historia cuando ganen y que son un “puñado de imbéciles” cuando pierdan. Seguiremos creyendo que sólo los jugadores son malos mexicanos y que  por culpa de ellos simplemente el país no es potencia en un deporte  que no llena estadios y que sigue teniendo 5 extranjeros en su liga y que busca crecer con la novedosa idea de que periodistas de otros ámbitos hoy aparezcan hablando de futbol  como conocedores expertos y con medios que cada vez se preocupa menos por “educar” a los aficionados. Seguirán las fotos que “necesiten” explicaciones y las declaraciones “compradas” de transexuales, prostitutas y/o mujeres dizque engañadas que acusarán a los futbolistas que destaquen, para esperar  el jugador responda y “aclare” que todo lo que se dijo ahí es falso y  cuente su “verdad”. Seguirán los ataques inofensivos de algunas televisoras y los silencios de otras sobre temas que no deberían suceder en el futbol y las “exigencias” de quienes creen que comunicar es criticar y exigir hacia afuera pero nunca hacia adentro. Pero esto es México y el futbol en México es el deporte que más intereses crea y mueve.  Al futbol mexicano no lo podemos librar de nosotros los mexicanos.  Y así como hay futbolistas que no son profesionales. También existen muchos directivos, periodistas y aficionados que cumplen de manera mediocre y pobre con su rol y esto no va a cambiar porque nombren al “Vuce” o a “Chepo”. Nuestra cultura deportiva es poca y tenemos que aceptarlo. Y aunque se hagan planes y se busque corregir por parte de algunos, en este país los que buscan los caminos fáciles y cómodos, en todos los ámbitos, incluyendo futbolistas, desafortunadamente son mayoría.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas