¿Amor a la Camiseta?, ¡Bah!

Ya se ha comentado durante los últimos siete días la histórica decisión de la directiva de Cruz Azul, y en general, han contado con el apoyo y consentimiento de la gente del futbol. Desde la...

Ya se ha comentado durante los últimos siete días la histórica decisión de la directiva de Cruz Azul, y en general, han contado con el apoyo y consentimiento de la gente del futbol. Desde la temporada 74-75, en que el entonces presidente de los cementeros "corrió" de la dirección técnica de Cruz Azul a Raúl Cárdenas, a través del sonido local del Estadio Azteca, no se había presentado otro escándalo en la comunidad azul, que ahora se le conoce como: "La Empresa de Tres Siglos".

Lo verdaderamente triste y lamentable es que los propios "hijos" de la cooperativa, sean los principales traidores a los colores y a la organización en sí, que los ha llevado a otros equipos del mundo, a la selección y al estrellato. De los extranjeros no nos extraña, ya que por naturaleza son de espíritu aventurero, pero los casos concretos de Palencia, Pérez y Melvin, son el claro ejemplo del "perro que le muerde la mano al amo".

Posiblemente el error que esté pagando la directiva sea el de haber despedido a José Luis Trejo, para darle la razón a un vago como Abreu, quien por cierto a unos cuantos días del despido de Trejo, protagonizó en su natal Uruguay, un hecho lamentable que costó una vida. A un deportista serio, no le pasa esto.

Finalmente fue el material humano con raíces profundas las que "sacaron al buey de la barranca"; la misma gente que ayudó a Trejo a salir adelante en la Copa Libertadores el año pasado; estos muchachos que salieron del Cruz Azul Hidalgo, que tampoco anda muy bien al la Primera "A", pero que tienen vergüenza y sed de triunfo.

Comentario separado, las graciosas declaraciones del brasileño Ailton de los Pumas, quien contagiado seguramente por su atarantado ¿técnico?, dijo que no festejaría su gol, por respeto a los cementeros. Debería tener respeto por su institución y ayudarle con goles para obtener triunfos, que bastante falta le hacen.

En Cruz Azul se cumple aquello de: "Aquí ni sobra el que se queda, ni hace falta el que se va", así que la afición cementera puede estar tranquila, porque tienen jugadores de mucha vergüenza deportiva y otros, los que ya se fueron, que no la conocen. ¡A ver quienes son los directivos que siguen este ejemplo, para sanear sus clubes!

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas