Profetas en ancas

Una vez que la Selección de México quedó eliminada de la Copa América, "los perros volvieron a ladrar" y no fue para sumar, ayudar o remediar; fue simplemente para hacer lo que a ciertos mexicanos...

Una vez que la Selección de México quedó eliminada de la Copa América, "los perros volvieron a ladrar" y no fue para sumar, ayudar o remediar; fue simplemente para hacer lo que a ciertos mexicanos encanta: destruir, estorbar, confundir. El resultado ya nadie lo puede cambiar, pero es tan curioso el futbol, que el campeón de la Copa América puede ser Argentina, equipo al que México metió en un puño e hizo que le diera diarrea al cangrejo mayor; también puede ser Brasil el campeón, lo que arrojaría que México fue eliminado por el mejor. Ciertos reporteros, que no pueden ocultar sus verdaderas intenciones, volvieron a provocar a un Ricardo Lavolpe que sabemos carece de hígado para absorber los golpes de la crítica real y de la malintencionada.

Hablábamos en otra ocasión de la falta de sensibilidad en los directivos nacionales y en esta no es la excepción: Alberto de la Torre se queda sin poder remediar esta situación de fricción desgastante y no es capaz de poner el remedio; parece tan obvia su incompetencia que otros bisoños directivos ya empezaron a "mover la cola" para intentar darle "cuartelazo" al jalisciense y quedarse con el jugoso hueso que se llama FEMEXFUT. Uno de ellos, o por lo menos el último que hizo ruido fue el Presidente de Pumas, Elías Ayub, que mencionó que "Hugo está en el mejor momento para dirigir a la Selección".

Aquí tenemos serias dudas sobre lo dicho por el directivo; ¿fue sincero al proponer como técnico al "Cangrejo Mayor? (por eso de traer a tantos y tantos extranjeros a Pumas en lugar de darle oportunidad a jugadores mexicanos) ¿estaba en su sano juicio o traía unos alcoholes encima? (característica del directivo mexicano) ¿quiere "moverle el tapete" a de la Torre y quedarse con el hueso y la casa? (¡no por favor! de Guatemala a Guatepeor) Nadie le garantiza a Ayub ni a nadie que con Hugo Sánchez la selección ganará las Olimpíadas y la eliminatoria o la Copa del Mundo, vaya, ni siquiera puede estar seguro de que su técnico vaya a ser el primer bicampeón de los torneos cortos. No se puede pensar a estas alturas que habrá un cambio de técnico. Lavolpe no es el mejor, tampoco Hugo lo es; al primero lo golea Brasil y al segundo lo golea River Plate, el resultado es el mismo y no queda otra mas que aportar y enfrentar el próximo compromiso que es Atenas. Por lo menos dejemos trabajar al argentino hasta el término de las Olimpíadas y mientras tanto, a ver quién le dice a En la Torre que le ponga una oficina de prensa a su técnico para que se comunique a señas con los reporteros (hay gente de sobra para esto).

Es el momento de dejar de ser negativos y apoyar a algo que consideramos nuestro; hay que dejar la intolerancia, la vanidad, la soberbia y sobre todo el anonimato cobarde, para poder decir: YO PROPONGO ESTO O YO PROPONGO AQUELLO…repito, hay que sumar…para los que saben, claro.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas