Manchester United 2-0 Fulham… Sin duelo de mexicanos, el United tuvo un...

Manchester United dio otra muestra de supremacía al vencer con claridad 2-0 al Fulham de Carlos Salcido que cumplió con el trámite de los 90 minutos, mientras que Javier Hernández se quedó en el...
Manchester United dio otra muestra de supremacía al vencer con claridad 2-0 al Fulham de Carlos Salcido que cumplió con el trámite de los 90 minutos, mientras que Javier Hernández se quedó en el banquillo de suplentes de los “Red Devils”.
 Manchester United dio otra muestra de supremacía al vencer con claridad 2-0 al Fulham de Carlos Salcido que cumplió con el trámite de los 90 minutos, mientras que Javier Hernández se quedó en el banquillo de suplentes de los “Red Devils”.
Ciudad de México -
  • Carlos Salcido jugó los 90 minutos, mientras que “Chicharito” se quedó en la banca
  • Los “Red Devils” aumentaron su ventaja a 10 puntos aunque Arsenal, segundo lugar, tiene dos partidos menos

Sin duelo de mexicanos, el Manchester United dio otra muestra de supremacía al vencer con claridad 2-0 al Fulham de Carlos Salcido que cumplió con el trámite de los 90 minutos, mientras que Javier Hernández se quedó en el banquillo de suplentes de los “Red Devils”. El lateral izquierdo del Fulham tuvo una discreta actuación y no pudo hacer mucho en los dos tantos que le propinaron la derrota a su equipo. Fue un partido que de principio lució parejo. Fulham fue quien terminó las primeras jugadas con disparo a gol y parecía que serían un duro obstáculo en las intenciones del Manchester United por ampliar su ventaja en la primera posición de la Tabla General de la Premier League. Antes de los 10 minutos, los visitantes ya habían disparado dos veces al arco de Kuszczack, pues Bobby Zamora sacó un disparo desde los linderos del área que apenas se fue por encima. La falta de puntería de los visitantes fue bien aprovechada por la ofensiva del United  que apenas a los 11 del primer tiempo se iba al frente en el marcador tras una extraordinaria jugada de Nani. El portugués se quitó a dos hombres de encima en las afueras del área y luego cedió a Dimitar Berbatov quien se perfiló y sacó un disparo cruzado que batió la cabaña del Fulham poniendo el 1-0 momentáneo y el número 21 en su cuenta que lo consolidan como líder de goleo en Inglaterra. A partir de ese momento se estableció el dominio de los “Red Devils” ante un Fulham que se mostró apático, sin idea y hasta pasivo por algunos minutos cediendo el terreno de juego y la pelota sin mayor oposición que la de defender metidos en su área. Para los pupilos de Ferguson eso fue oro molido, pues con la pelota en los pies comenzaron a generar el futbol que les gusta creando una peligrosa asociación entre Nani y Berbatov. Fue al 31’ que el United encontró justo premio al dominio que estableció. Patrice Evra metió un pase filtrado por la banda izquierda para Nani que ante la pasividad de la defensa sacó el portero y metió un tiro que desvió un defensor para que el ecuatoriano Valencia simplemente empujara el esférico a las redes y decretara el 2-0 hasta ese instante, por lo que el tanteador ya comenzaba a reflejar lo acontecido en la cancha. Ya con una ventaja que le daba más tranquilidad, el equipo de Ferguson se dedicó a manejar el balón lo que restaba de la primera parte para esperar el momento en el que pudieran encontrar el espacio necesario para completar la obra y sentenciar el partido que los encumbrara en la cima de la Premier League. Para el segundo tiempo, el partido entró en un completo letargo y ritmo semilento al que Manchester no opuso resistencia, mientras que Fulham era incapaz de meterle vértigo al partido y comenzar a generar llegadas, por lo que su timonel Mark Hughes, mandó al rectángulo verde a Eidur Gudjhonsen y Gera, quienes le dieron otra cara al equipo visitante, pero no terminaron por hacerlo en el marcador, a pesar de que el islandés tuvo la más clara luego de un excelente tiro de fuera del área que el portero Kuszczack alcanzó a rasguñar en un lance extraordinario para evitar la caída de su marco. Manchester United simplemente sobrellevó las acciones hasta que se dio el silbatazo final que decretó tres puntos más en su camino a la consecución del título. De esa forma, los “Red Devils” llegaron 69 unidades en 32 partidos jugados, 10 más que el Arsenal su más cercano perseguidor, aunque con dos partidos menos situación que aún deja una leve esperanza para los “Gunners” de dar alcance al equipo de Ferguson.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×