El Inter salva el escollo de Empoli, mientras el Torino aumenta crisis del Milán

El Inter de Milán, que se impuso con más rotundidad en el marcador que de juego en su visita al Empoli (0-3), reafirmó su liderato al frente de una Serie A que, en su decimoquinta Jornada acentuó...
El Inter de Milán, que se impuso con más rotundidad en el marcador que de juego en su visita al Empoli (0-3), reafirmó su liderato al frente de una Serie A que, en su decimoquinta Jornada acentuó la crisis de un Milán que no pasó en casa del empate sin go
 El Inter de Milán, que se impuso con más rotundidad en el marcador que de juego en su visita al Empoli (0-3), reafirmó su liderato al frente de una Serie A que, en su decimoquinta Jornada acentuó la crisis de un Milán que no pasó en casa del empate sin go

MEDIOTIEMPO | Agencias10 de Diciembre de 2006

  • La Jornada se ha caracterizado por su racanería goleadora

El Inter de Milán, que se impuso con más rotundidad en el marcador que de juego en su visita al Empoli (0-3), reafirmó su liderato al frente de una Serie A que, en su decimoquinta Jornada acentuó la crisis de un Milán que no pasó en casa del empate sin goles ante el Torino.

A falta del nocturno, y apasionado derbi romano, Lazio-Roma, la Jornada se ha caracterizado por su racanería goleadora (16 tantos), en especial en cuanto atañe al primer tiempo de su Jornada dominical; donde con un solo gol (Bombardini, para el Atalanta) se ha batido todo un negativo récord.

Pero la consecuencia más importante de la Jornada es que, al menos que el equipo romanista lo remedie con un triunfo ante su eterno rival, el "scudetto" es cada vez más cosa del Inter de Milán.

Lo ha logrado, además, en un estadio del Empoli que había visto (30 de Abril de 2006, autogol de Marco Materazzi) la que hasta ahora es la última derrota liguera interista. Y es que, junto con llevarse los tres puntos, el cuadro del técnico Roberto Mancini ha igualado, con 8, su récord de triunfos consecutivos en el campeonato italiano.

Mancini ha igualado lo conseguido por los anteriores técnicos interistas Cargnelli (1939-40), Helenio Herrera (1964-65) y Giovanni Trapattoni (1988-89). Y en estos casos, el Inter se llevó el "scudetto"; desde luego buen presagio para los "neroazzurri".

El triunfo de hoy en Empoli, no obstante, no fue en juego tan apabullante como indica el marcador (0-3) final; es más, el conjunto milanés sufrió en la primera mitad. Pero, a diferencia de otros años, es despiadado en atinar las ocasiones que se le presentan en los momentos delicados.

Lo hizo esta tarde con el 0-1, a cargo del "salvador" argentino Hernán Crespo (m.60), después de recoger un rechace del palo a remate de cabeza del sueco Zlatan Ibrahimovic y tras saque de falta del recién entrado uruguayo Álvaro Recoba; y lo remarcó con el 0-2, obra de Ibrahimovic (m.78) al aprovechar un error defensivo local.

Luego, con un Inter mandón y un Empoli ya entregado, hubo espacio para la gloria para el defensa argentino Walter Samuel (m.85), que anotó el tercero de cabeza, tras centro de su compatriota Nicolás Andrés Burdisso.

Ahora el Inter lidera con siete puntos de ventaja sobre el Roma (un partido menos) y con ocho sobre el Palermo, que anoche salió de su "crisis" al batir en casa al Livorno (3-0) con goles de los brasileños Simpicio (dos) y Amauri.

El que no sólo sigue en crisis, sino que la prolonga, es el Milán. En uno de los "Clásicos" de otros tiempos, no pasó en su casa del empate ante el Torino (0-0), ya que el cuadro torinista gozó en la segunda mitad de netas ocasiones para marcar (tres iniciados este tiempo y dos palos al final).

Bien es verdad que el Milán, evidenciando que no le sale nada en este periodo, falló un penalti: Gilardino envía al palo y el rechace, a meta vacía, lo manda fuera (m.79). Pero no es menos cierto que la pena máxima era más que dudosa y discutible, así como que, sobretodo, el otrora buen juego milanista (hoy no jugó Kaká) está de vacaciones perennes.

Como tampoco el remate de sus delanteros, pese a que hoy inicialmente su técnico Carlo Ancelotti alineó a tres: Oliveira, Gilardino y Borriello.

El Milán ahora está a tres puntos del descenso (incluida la penalización de 8 por fraude deportivo); pero ve con peligro como se le acercan otros penalizados como el Fiorentina, que hoy ganó en su visita al Chievo Verona (0-1) con un tanto del rumano Adrián Mutu (m.81), y el Reggina, que anoche batió al Ascoli (2-1) y que esta semana puede ver quitar parte de sus 15 puntos de penalización.

El Torino del técnico Alberto Zaccheroni, que hace años diera un "scudetto" al Milán, se acomoda cada vez en una zona más tranquila y cercana a puestos UEFA.

En Sicilia, el Catania sigue su sueño y pasa a ocupar la cuarta plaza (última acceso a la Fase preliminar de la Champions League) batiendo al Udinese (1-0), con un gol de Spinesi (m.68).

Empates sin goles, y sorpresas, en Cagliari-Parma y Sampdoria-Siena; mientras que el partido "goleador" fue el Atalanta-Messina (3-2), donde se pasó de un neto 3-0 (el segundo local del brasileño Adriano Ferreira Pinto) a un inquietante 3-2 (primer tanto visitante del chileno Nicolás Andrés Córdova) y, con ello, unos últimos minutos emocionantes.

[EFE][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×