Canadá 1 - 1 México Sub-23

SIN SUPERAR FACTORES EN CONTRA, EL TRI SÓLO EMPATÓ CON CANADÁ
 SIN SUPERAR FACTORES EN CONTRA, EL TRI SÓLO EMPATÓ CON CANADÁ

SIN SUPERAR FACTORES EN CONTRA, EL TRI SÓLO EMPATÓ CON CANADÁ

Alberto Ramos | MEDIOTIEMPOHome Depot Center, Carson, California. 12 de Marzo ante una buena entrada

  • Mejoró un poco el Tri, pero sigue lejos del nivel que busca Hugo
  • Un gol de Canadá al 2’ y la expulsión de Landín, obstáculos que no superaron

La Selección Mexicana Sub-23 no pudo superar las adversidades que le planteó el rival, un gol tempranero y una expulsión, y pese a dominar todo el duelo, acabó presentándose en el Preolímpico 2008 de forma gris con un empate 1-1 con Canadá.

El resultado no cambia en nada las aspiraciones del equipo mexicano en este torneo, pues Canadá luce como el rival más fuerte del grupo, pero si es bastante malo para el equipo mexicano que en el papel es sumamente superior y sigue exhibiendo la falta de contundencia de este cuadro, además de aumentarle cierta dosis de presión por parte del entorno en su propio país. El Tri mejoró con respecto a lo mostrado en la preparación, pero sigue acusando cierta falta de entendimiento y pegada débil.

En tanto, a Canadá le salió todo lo que intentó. Buscaron cazar a México y sorprenderlo con un gol en el arranque, y lo lograron anotando al 2’. Aceptó el empate pronto, pero supo protegerse con su fortaleza física y provocó la desesperación del rival consiguiendo una expulsión. Al final, a ellos el empate les sabe excelente.

Con este resultado el Tri y Canadá quedan empatados en el segundo lugar del Grupo B con un punto, mientras que Guatemala está en la punta luego de ganar a Haití. Así, México no tendría problemas para clasificarse si gana, como debe hacerlo, sus dos siguientes partidos.

Este no ha sido el resultado más sorpresivo del Preolímpico, pues en el Grupo A ayer, Cuba le empató a Estados Unidos y dejó a Honduras de puntero que venció apenitas a Panamá.

EL PARTIDO

Justo el plan que tenía Canadá le salió en los primeros minutos. Sin hacer demasiado, el equipo de la hoja de maple se encontró con la anotación al minuto 2’ cuando una pelota fue despejada débil por Domínguez y le permitió a Ornoch intentar un disparo; el canadiense rebanó la pelota horrible, pero le salió un pase para Johnson que definió solo ante Ochoa para el 0-1 sorpresivo.

Los jóvenes mexicanos tardaron en reaccionar tras el duro golpe de la anotación en contra. Se desorganizaron un poco y aunque Canadá no les generó nada más, México tuvo que ir recuperando precisión y concentración para tocar la pelota.

Al minuto 15’ llegó la primera buena llegada del Tricolor, los verdes tocaron la pelota y la llevaron de lado a lado hasta que Castillo disparó potente pero desviado del arco. Esa jugada marcó ya el inicio de la presión del equipo mexicano que ya bien parado en el campo, hacía pressing y comenzaba a trabajar a la defensa canadiense. Inmediatamente al 16’, un balazo de Landín pasó un poco abierto.

El gol del empate cayó rápido y con una bonita jugada. Villaluz armó una pared larga desde la derecha; una finta en el camino rompió las marcas, Landín le regresó la pelota a César que estaba solo en el área y cuando iba a disparar, el defensor canadiense lo abrazó por la espalda para cometerle penal. Landín, con confianza y seguridad convirtió la pena máxima en gol para el 1-1 al 22’.

Canadá, que se había replegado pare defender la ventaja, intentó recuperar posición ofensiva en la cancha para jugar más la pelota. México, sin dejar de jugar y tocar, se tranquilizó un poco. Hay que mencionar la buena decisión de Hugo Sánchez al colocar a Efraín Velarde como lateral izquierdo para adelantar a Castillo. El que no podía sobresalir su posición de medio mixto era Sergio Ávila, a quien le costó tomar posición ofensiva. Se plantó bien el equipo y el dominio continuó a pesar de los esfuerzos canadienses.

Mientras México tuvo una buena llegada de Vilalluz al 36’ que armó una jugada en la izquierda del área y disparó apenas arribita del arco, Canadá respondió con una acción a balón parado que sacó Ochoa sin demasiados problemas al 39’.

Para la segunda mitad el equipo verde mantuvo el dominio, pero no se volcó al frente. Al 54’ tuvo México su primera llegada fuerte del complemento, cuando Ávila en dos ocasiones tuvo la opción en el área pero en la primera le taparon el centro y en la segunda disparó chorreado por un lado.

Los canadienses se resignaron al empate y tal como se esperaba se encerraron en su propio terreno armando dos líneas de 4 hombres para proteger su área, cerrando caminos e imponiendo su fuerza física. Ante esto, México se tomaba las cosas con calma, intentaba por todos lados pero mantenía los cuidados para evitar que Canadá los matara en un contragolpe.

Al 65’, Castillo armó buena jugada en la izquierda del área; recortó pero no se animó a disparar y acabó cayéndose. Esa acción parecía marcar el comienzo de un fuerte acoso mexicano, pero en la siguiente llegada que parecía de peligro, Landín se comió la pelota afuerita de la media luna y en lugar de tocar a Villaluz quiso disparar y le sacaron la pelota. El atacante mexicano fue a pelearla, se barrió y el árbitro decidió sacarle la segunda amonestación de forma un tanto rigorista. Hay que decir que la primera amarilla de Luis Ángel fue por reclamar una acción sin mucha importancia.

Esta roja tal vez fue un tanto quisquillosa, pero mantenía el criterio que venía aplicando el silbante a veces a favor de México a veces en contra, pero siendo parejo. Al Tri, en tanto, le arruinó el aumento de intensidad que venía ya imponiéndole al juego desde unos minutos atrás y lo obligó a tomar ciertas precauciones, a jugar sin un "9" y a tener un poco más de paciencia. No hubo cambios, Hugo dejó que su equipo se asentara y evitó que volviéndose loco por el gol del triunfo, acabara perdiendo el duelo.

Las llegadas del Tricolor quedaban cojas, los centros no encontraban rematadores y por unos minutos Canadá equilibró el control de la pelota llegada pero alejando a México de su área. Sin embargo, 10 minutos después los de la hoja de maple sufrieron también una expulsión también rigorista y el juego retomó su postura de dominio mexicano y encerrona canadiense.

Hugo metió entonces a Alan Zamora y poco después a Edgar Andrade buscando variantes, pero las llegadas se encontraban siempre con 7 u 8 defensas rivales. Pese a que las llegadas de peligro no eran tan frecuentes, el Tri tuvo opciones para ganar el juego, la última dramática y que sacó milagrosamente el portero.

Al 86’ vimos una buena jugada de Andrade que combinó en el callejón  y sacó un disparo desviado y al 88’ se logró una bonita combinación por el centro entre Andrade y Villaluz que ya no pudo alcanzar Alan Zamora por la buena salida del portero.

La última opción para el Tri parecía la buena. Fue un buen pase de Sergio Ávila (que a pesar de no dar su mejor partido tuvo chispazos de desequilibrio) para habilitar a Castillo con ventaja en la izquierda del área. El delantero de Santos disparó bien ante el achique del portero, pero este rozó la pelota con un glúteo y de forma milagrosa la alcanzó a desviar lo suficiente para que pasara rozando el poste más lejano.

ARBITRAJE

Quisquilloso pero parejo del árbitro salvadoreño Joel Aguilar. Las dos expulsiones fueron rigoristas y aunque sobre el cierre del partido se le fueron un par de faltas, hay que decir que los errores los cometió para ambos lados y su criterio se mantuvo.

[mt][foto: J.Reyes/MEXSPORT]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×