Defensores del Pueblo andinos dicen que la decisión de la FIFA sobre la...

El Consejo Andino de Defensores del Pueblo calificó hoy la decisión de la FIFA de no permitir jugar partidos por encima de los 2.750 metros de altura de "discriminatoria, arbitraria e injusta".
El Consejo Andino de Defensores del Pueblo calificó hoy la decisión de la FIFA de no permitir jugar partidos por encima de los 2.750 metros de altura de "discriminatoria, arbitraria e injusta".
 El Consejo Andino de Defensores del Pueblo calificó hoy la decisión de la FIFA de no permitir jugar partidos por encima de los 2.750 metros de altura de "discriminatoria, arbitraria e injusta".

MEDIOTIEMPO | Agencias2 de Abril de 2008

  • "El futbol forma parte de la cultura de nuestros pueblos"

El Consejo Andino de Defensores del Pueblo calificó hoy la decisión de la FIFA de no permitir jugar partidos por encima de los 2.750 metros de altura de "discriminatoria, arbitraria e injusta".

La Defensora del Pueblo de Venezuela, Gabriela Ramírez, quien es también la Presidenta del Consejo Andino de Defensores del Pueblo, subrayó en un comunicado que la medida adoptada por la FIFA "tiene una clara y marcada posición discriminatoria contra los pueblos de la región andina de América".

El Comité Ejecutivo de la FIFA acordó el pasado 14 de marzo mantener las limitaciones para la disputa de partidos en altitud, según lo acordado en diciembre de 2007, pese a la defensa de la CONMEBOL (Confederación Sudamericana de Futbol) para que la ciudad boliviana de La Paz sea sede de las Eliminatorias de Sudáfrica 2010.

Estas limitaciones determinan que sólo se jugarán partidos internacionales a más de 2.750 metros de altitud tras un período de aclimatación de los participantes de una semana como mínimo y en el caso de una superior a 3.000 metros el tiempo de adaptación será de al menos dos semanas.

La FIFA justifica su decisión de limitar los encuentros en altitud por razones médicas, al alegar que la menor presencia de oxígeno en campos de futbol situados alrededor de los 3.000 metros de altura supone un riesgo para la salud de los futbolistas.

El comunicado de Ramírez añade que "el futbol forma parte de la cultura de nuestros pueblos", y califica de "derecho adquirido" el jugar competiciones internacionales "sobre la base estrictamente de méritos deportivos y no por decisiones extradeportivas".

La Presidenta del Consejo Andino de Defensores del Pueblo indicó que la FIFA no tiene ningún instrumento jurídico "para condenar a los pueblos por las características físicas, climáticas o geográficas de un país", así como que "es una decisión abusiva prohibir a los pueblos practicar y competir en el deporte".

"Los pueblos de la región andina practican el futbol desde antes de la creación de la FIFA y así se los aceptó", por lo que Ramírez invitó al organismo internacional a "no apartarse en sus resoluciones de los referentes éticos que deben regir sus actuaciones".

El Consejo Andino de Defensores del Pueblo reúne a los Defensores de Bolivia, Colombia, Ecuador, Perú y el Procurador para la Defensa de los Derechos Humanos de Nicaragua.

El Presidente de Bolivia, Evo Morales, protagoniza una campaña desde hace meses contra la decisión de la FIFA, que lo ha llevado a jugar varios partidos de futbol por encima de los 3.000 metros.

A esta campaña se sumó en las últimas semanas el ex astro argentino Diego Maradona, que incluso disputó el pasado 17 de marzo un partido benéfico en La Paz, a 3.577 metros sobre el nivel del mar.

[EFE][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×