El local Austria por un resultado digno en la Eurocopa

Austria, uno de los anfitriones de la Eurocopa 2008, prepara de forma minuciosa el torneo para conseguir, con un equipo muy joven, un resultado digno que haga olvidar las innumerables derrotas...
 Austria, uno de los anfitriones de la Eurocopa 2008, prepara de forma minuciosa el torneo para conseguir, con un equipo muy joven, un resultado digno que haga olvidar las innumerables derrotas sufridas en los últimos años.

MEDIOTIEMPO | Agencias27 de Mayo del 2008

  • Autria está en el lugar 101 de FIFA

Austria, uno de los anfitriones de la Eurocopa 2008, prepara de forma minuciosa el torneo para conseguir, con un equipo muy joven, un resultado digno que haga olvidar las innumerables derrotas sufridas en los últimos años.La Selección alpina se encuentra en el puesto 101 del listado FIFA, apenas por delante de "potencias futbolísticas" como Tanzania o Benin, siendo con mucho el equipo peor valorado de los 16 que participan en la Eurocopa.Ante ello, la expectativa entre los aficionados es la eliminación en la primera fase, en la que se verá las caras con Alemania, Polonia y Croacia.Como revulsivo se apela al "espíritu de Córdoba" en referencia a la victoria por 3-2 sobre Alemania en el Mundial de 1978 y que es considerado el mayor éxito austríaco en las últimas décadas.Josef Hickersberger, que tiene el peor récord de un técnico nacional austríaco con una sola victoria en los últimos 14 partidos, fue uno de los futbolistas que venció ese partido del Mundial hace 30 años y confía en hacer un buen papel.Para ello ha elaborado un calendario de entrenamientos espartano con dobles sesiones casi diarias para tratar de que sus jugadores lleguen físicamente entre los mejores.Incluso ha contado durante la preparación con una cámara de hipoxia, que emula las situaciones de altitud con poco oxígeno, para tratar de que sus discípulos cuenten con las mejores condiciones.Esta no es la primera vez que es Seleccionador Nacional este antiguo centrocampista que en los años 70 vistió la zamarra austríaca en 39 ocasiones.De 1987 a 1990 ya dirigió al combinado nacional llevándolo al Mundial de Italia 1990, donde el equipo cayó en primera ronda.Desde su llegada en enero de 2006, Hickersberger emprendió una renovación de la Selección dándole la oportunidad a una joven generación de jugadores que, sin embargo, no han dado el resultado esperado.La única victoria convincente fue el pasado octubre frente a Costa de Marfil por 3-2, pero las buenas actuaciones a pesar de las derrotas en los últimos dos amistosos ante Alemania y Holanda dan algunas esperanzas.Contra Alemania (0-3) y Holanda (3-4), la derrota se fraguó tras desfondarse los alpinos en la segunda mitad, por lo que la puesta a punto física es una de las obsesiones de Hickersberger.Austria llegó a ganar 3-0 contra "los tulipanes", pero en sus últimos minutos los alpinos se vinieron abajo "como boxeadores noqueados", explicó entonces el entrenador, aún así satisfecho por la imagen dejada.Lo mucho o poco que pueda hacer Austria depende en gran parte de Andreas Ivanschitz (Panathinakos de Atenas), el jugador de más calidad del equipo y que es Capitán de la Selección desde los 19 años, un zurdo cerrado de gran técnica, pero con algunas limitaciones en cuanto a desborde y velocidad.Su impacto en el equipo se pudo apreciar en el partido contra Holanda, donde de los tres tantos locales, marcó uno y dio las asistencias de gol para los dos siguientes.Las buenas actuaciones vinieron con un cambio táctico de Hickersberger, que cambio un inicial 4-4-2 por un 4-5-1, con Martin Harnik, un jugador de 20 años del Werder Bremen, actuando como un falso segunda punta.Harnik, con libertad absolutamente de movimientos en el ataque ha dado estabilidad al centro del campo y es capaz de llevar el desconcierto a las defensas contrarias jugando entre líneas.Además existen otros jugadores determinantes como los defensas Emanuel Pogatetz, del Middlesbrough inglés, Martin Stranzl, del Spartak de Moscú y Sebastian Prödl, fichado ya por el Werder Bremen, fundamentales para darle solidez a una defensa un tanto endeble.Además, Christian Fuchs, un jugador zurdo de banda de largo recorrido ha eclosionado en los últimos partidos y su aportación puede ser determinante para las aspiraciones de Austria.Otro ilustre en la Selección, convocado de forma sorpresiva, es el delantero Ivica Vastic, un veterano de 38 años que en 2007 fue nombrado futbolista del año en la liga austríaca.Con una gran técnica y dotado de un gran juego de espaldas a la portería, Vastic, que ya jugó el Mundial de Francia 98, puede aportar la veteranía necesaria a un grupo tan joven.[EFE][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×