Larsson y Suecia sueñan en grande con la Eurocopa

La recuperación de Zlatan Ibrahimovic y la convocatoria a última de Henrik Larsson permiten a Suecia recuperar el optimismo para la Eurocopa a pesar de las dudas creadas por los problemas físicos...
 La recuperación de Zlatan Ibrahimovic y la convocatoria a última de Henrik Larsson permiten a Suecia recuperar el optimismo para la Eurocopa a pesar de las dudas creadas por los problemas físicos y la inactividad de varios hombres clave.

MEDIOTIEMPO | Agencias27 de Mayo del 2008

  • Ibrahimovic alcanzó a recuperarse

La recuperación de Zlatan Ibrahimovic y la convocatoria a última de Henrik Larsson permiten a Suecia recuperar el optimismo para la Eurocopa a pesar de las dudas creadas por los problemas físicos y la inactividad de varios hombres clave.

Ibrahimovic, ausente varias semanas por una lesión en una rodilla, reapareció en la última jornada de la Liga Italiana para darle con sus dos goles el título al Inter y demostrar que llega en perfecto estado para liderar a una Suecia falta de referentes.

No menos importante que el concurso de su máxima estrella es el sorpresivo regreso de Larsson, quien aceptó a última hora volver al equipo nacional pese a haberse retirado de la selección tras el Mundial de Alemania.

Aunque el ex jugador del Barcelona está en el ocaso de su carrera -cumplirá 37 años en septiembre y lleva dos jugando en el modesto Helsingborg sueco-, ha demostrado que todavía puede rendir al máximo nivel, lo que unido a su condición de ídolo indiscutible en su país refuerzan las esperanzas de un conjunto rodeado de interrogantes.

Suecia arrancó la fase de clasificación de forma brillante, con 4 victorias seguidas, pero se fue desinflando poco a poco hasta acabar segunda, por detrás de España, y sin poder cerrar su pase hasta la tercera oportunidad.

Aparte de los problemas de gol de Ibrahimovic -no marca con la selección desde hace dos años-, en el bajón de Suecia influyó la lesión de un hombre fundamental, el mediocentro del Galatasaray Linderoth, que no juega desde enero y cuya presencia en la Eurocopa todavía es una incógnita.

El estado físico de Linderoth, clave en la presión sobre el rival y "cerebro" del juego de ataque, no es la única incógnita.

Ljungberg ha vivido un año marcado por los problemas físicos y el portero titular Isaksson apenas ha jugado en el Manchester City, donde el sueco Sven-Göran Eriksson lo condenó a la suplencia.

Con Lars Lagerbäck en el banquillo Suecia llega a su quinta fase final seguida sumando mundiales y Eurocopas, un hito en su historia, gracias a su fiabilidad y la solidez de un equipo sin fisuras, pero que ha dado muestras de envejecimiento y de falta de imaginación en su juego, demasiado predecible.

El bloque sueco apenas ha cambiado en los últimos años, pero da la impresión de que alcanzó su pico hace cuatro, cuando rozó las semifinales en la Eurocopa de Portugal, y de que sólo un Ibrahimovic en estado de gracia podría llevarlo lejos esta vez.

La confirmación de Källström y de Rosenberg, la aparición del centrocampista Sebastian Larsson y la recuperación de Wilhelmsson, rehabilitado en el Deportivo, son otros detalles para la esperanza, aunque ninguno de ellos sea titular indiscutible con su Selección.

Devoto del 4-4-2 y poco amigo de los cambios, Largerback llega reforzado tras saber resolver con astucia la tormenta que desató el boicot temporal de Ibrahimovic a la Selección tras ser expulsado de una concentración y tras unir al equipo pese a la conocida enemistad entre varias de sus estrellas.

Escaldado por la decepción del pasado Mundial, cuando cayó en Octavos contra Alemania, Lagerback ha rebajado las expectativas sobre su equipo y ha dejado todo el favoritismo para España, de la que ha dicho que tiene el mejor ataque del mundo.

Pero lesiones e incógnitas aparte, Suecia deberá enfrentarse también a otro reto: su gafe en el torneo continental, impropio de una Selección que atesora 2 bronces y un oro en olimpiadas y un segundo y dos terceros puestos en los mundiales.

La de Austria y Suiza será la cuarta participación de Suecia en 13 de ediciones de la Eurocopa -por 11 de 18 en los mundiales-, una competición en la que tiene como mayor mérito haber llegado a las semifinales en 1992, en su propio torneo.

[EFE][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×