Basile dimitió por apatía de jugadores argentinos y agobiado por las críticas

Alfio Basile dimitió como seleccionador argentino abatido por la apatía y la falta de respuestas de los jugadores en circunstancias adversas y agobiado por las críticas.
Alfio Basile dimitió como seleccionador argentino abatido por la apatía y la 
falta de respuestas de los jugadores en circunstancias adversas y agobiado por 
las críticas.
 Alfio Basile dimitió como seleccionador argentino abatido por la apatía y la falta de respuestas de los jugadores en circunstancias adversas y agobiado por las críticas.  (Foto: Notimex)
(Reuters) -

MEDIOTIEMPO | Agencias17 de Octubre de 2008

  • Se dice que Pekerman podría regresar al banquillo de la ';albiceleste';

Alfio Basile dimitió como seleccionador argentino abatido por la apatía y la falta de respuestas de los jugadores en circunstancias adversas y agobiado por las críticas.

"No sabíamos a qué jugábamos", dijo Lionel Messi tras el partido que los albicelestes perdieron el miércoles en Chile (1-0), en la décima jornada de las Eliminatorias Sudamericanas del Mundial 2010, frase que, según sus allegados, apuró su determinación.

En el ciclo que comenzó hace 25 meses, tras el Mundial de Alemania 2006 y el rechazo de José Pekerman a la oferta de renovar su contrato, el equipo de Basile disputó 28 partidos, de los que ganó 14, igualó ocho y perdió seis. Marcó 45 goles y encajó 25.

Y si la disputa por las cuatro plazas directas y una repesca para Sudáfrica hubiera terminado, el equipo estaría clasificado en el tercer puesto, detrás de Paraguay y Brasil.

Las estadísticas, los números, no condenan a Basile pero, para una Selección Argentina plagada de estrellas de alta cotización en Europa, cuatro empates y una derrota en los seis partidos oficiales disputados en 2008 son un contrapeso gigantesco.

Argentina terminó el año 2007 con una derrota en Colombia y jugó durante todo el 2008 con un pobre rendimiento pese a contar con figuras de la talla de Messi, Sergio "Kun" Agüero, Carlos Tevez, Javier Mascherano, Gabriel Heinze y Juan Román Riquelme, entre otros.

Basile ha sido criticado por sus planteamientos tácticos, para algunos carentes de renovación, de revisiones. Pero los jugadores no se han salvado en el reparto de culpas por el bajón del equipo en un año negro, el más pobre en muchos años en cuanto a resultados y a nivel futbolístico.

El tópico en los últimos tiempos es que no se recuerda que Messi, candidato al Balón de Oro, haya destacado en algún partido con la Selección desde que, por su rendimiento en el Barcelona, es fijo en las convocatorias.

La falta de resultados (lo último que ganó la Selección absoluta de Argentina fue la Copa América de Ecuador';93, con Basile) y el consiguiente mal humor que ello provoca, potencia presiones insoportables contra los seleccionadores argentinos, situación que en los últimos cuatro años se cargó a tres de ellos.

Marcelo Bielsa dimitió en 2004 cuando el equipo tenía la clasificación prácticamente asegurada para el Mundial de Alemania, Pekerman prefirió no continuar en el cargo cuando el equipo fue eliminado en Cuartos de Final de esa competición, y ahora Basile, quien pareció haber tomado su decisión en pleno partido ante Chile.

Casi no se levantó del banquillo. Miraba el movimiento del equipo y la falta de rebeldía de los jugadores con resignación. Se afirma que en el descanso pidió a estos "actitud" para jugar el segundo tiempo. Llegó a Buenos Aires, no soportó la andanada más punzante de las críticas y renunció.

Tenía a su favor el receso de más de cinco meses en las Eliminatorias que ha comenzado el miércoles hasta el partido con Venezuela, en Buenos Aires, programado para finales de marzo.

Sus colaboradores quisieron convencerlo de que debía continuar en el cargo. No hubo caso.

El ciclo anterior de Alfio Basile con la Selección (1990-1994) tuvo momentos de gloria con una racha de 33 partidos sin derrotas y dos copas América obtenidas en Chile y Ecuador, pero terminó de manera traumática.

El equipo era candidato al título en el Mundial de Estados Unidos';94 tras una primera fase que superaba con amplitud, pero Diego Maradona dio positivo, fue retirado de la competición, el equipo se hundió anímicamente y quedó eliminado en Octavos.

Basile está "convencido de lo que hacía y dolorido por no haberlo alcanzado", dijo el portavoz de prensa de la Asociación del Futbol Argentino (AFA) que la noche del jueves confirmó su dimisión.

De inmediato surgieron los nombres de Sergio Batista, Campeón Olímpico en Beijing con la Sub-23, y de Miguel Angel Russo, entrenador del San Lorenzo, líder del Torneo Apertura 2008, como candidatos a la sucesión.

[EFE][foto: Mexsport][r/anbr]

No te pierdas