Lloro cuando estoy solo: Ariel 'Burrito' Ortega

"Lloro cuando estoy solo", confesó el delantero argentino Ariel Ortega, quien desde hace un tiempo intenta recuperarse de su adicción al alcohol y que el pasado fin de semana volvió a jugar en...
"Lloro cuando estoy solo", confesó el delantero argentino Ariel Ortega, quien desde hace un tiempo intenta recuperarse de su adicción al alcohol y que el pasado fin de semana volvió a jugar en River Plate tras varias semanas de ausencia.
 "Lloro cuando estoy solo", confesó el delantero argentino Ariel Ortega, quien desde hace un tiempo intenta recuperarse de su adicción al alcohol y que el pasado fin de semana volvió a jugar en River Plate tras varias semanas de ausencia.
Buenos Aires, Argentina (Reuters) -
  • Reveló que cuando está mal se aferra a sus hijos y a su esposa

"Lloro cuando estoy solo", confesó el delantero argentino Ariel Ortega, quien desde hace un tiempo intenta recuperarse de su adicción al alcohol y que el pasado fin de semana volvió a jugar en River Plate tras varias semanas de ausencia.

En entrevistas que publican hoy los diarios “Olé” y “Clarín”, el “Burrito” admitió que le duelen las críticas y le molesta cuando en los medios de comunicación "se enseñan con buscar la vuelta" a su adicción.

"Soy una persona como cualquiera, que tiene problemas como cualquiera. Y trato de resolverlos lo mejor que puedo. O vivir lo más feliz que puedo", dijo.

"Tengo sentimientos y me duelen muchas críticas, sobre todo por mi familia"

Explicó que no está "blindado" ante las opiniones de los periodistas y señaló que las respeta porque es su trabajo, aunque aclaró: "Tengo sentimientos y me duelen muchas críticas, sobre todo por mi familia".

Ortega también habló de su intimidad y reveló que cuando está mal se aferra a sus hijos y a su esposa, o intenta hablar con amigos, como su compañero de equipo Matías Almeyda.

"Me descargo así, contando cosas y llorando, llorando también. Cuando estoy solo, lloro. Muchas veces dicen que te hace bien, ¿no? Me descargo como puedo", apuntó.

Sin entrar en detalles sobre su adicción al alcohol, el punta de River reconoció que es "feliz jugando a la pelota".

"Es lo que más me gusta, es lo que más disfruto. El futbol es mi lugar en el mundo", resumió.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×