El City, obligado a reducir a medio millón de euros la multa de Carlos Tévez

El Manchester City tendrá que recortar a la mitad la multa de cuatro semanas sin sueldo que impuso al argentino por negarse a jugar un partido de Champions debido a que la Asociación de...
El Manchester City tendrá que recortar a la mitad la multa de cuatro semanas sin sueldo que impuso al argentino por negarse a jugar un partido de Champions debido a que la Asociación de Futbolistas Profesionales inglesa (PFA) no le dio su aval.
 El Manchester City tendrá que recortar a la mitad la multa de cuatro semanas sin sueldo que impuso al argentino por negarse a jugar un partido de Champions debido a que la Asociación de Futbolistas Profesionales inglesa (PFA) no le dio su aval.
Londres, Inglaterra (Reuters) -
  • La PFA no dio el aval para la multa original de poco más de un millón de euros que el club había impuesto al argentino por negarse a jugar

La Asociación de Futbolistas Profesionales inglesa (PFA) ha obligado al Manchester City a recortar a la mitad la multa de cuatro semanas sin sueldo que impuso al argentino Carlos Tévez por negarse a jugar en un encuentro de la Liga de Campeones. El club anunció anoche la rebaja en la sanción después de que la Asociación de Futbolistas se negara a ratificar la multa inicial, un paso necesario para privar a un jugador de su sueldo durante más de dos semanas. El Manchester City señaló que "acepta" la posición del organismo y determinó que multará al jugador con la mayor sanción que la ley le permite imponer sin contar con el apoyo de la Asociación. Con el ajuste del castigo, el internacional argentino dejará de cobrar cerca de medio millón de libras (unos 690.000 euros), en lugar del millón que le habría costado la sanción inicial. El City sostiene, tras una investigación que ha durado un mes, que Tévez se negó a saltar al campo desde el banquillo el pasado 27 de septiembre cuando su equipo perdía por 2-0 ante el Bayern Munich. La Asociación de Futbolistas, sin embargo, apoya la versión del jugador, que afirmó desde el principio que la situación fue un "malentendido" con el técnico italiano del City, Roberto Mancini. En ese sentido, el director ejecutivo del organismo, Gordon Taylor, señaló a través de un comunicado que su opinión, "formada a partir de las pruebas que se han presentado", es que "Carlos Tévez nunca se negó a jugar con el club". El bloqueo por parte de la PFA de la sanción a Tévez ha sorprendido a los responsables de otros clubes de la Premier League, como el técnico del Manchester United, Alex Ferguson, que calificó de "locura" la norma que impide al City decidir por sí mismo sanciones superiores a las dos semanas. Por su parte, el entrenador del Arsenal, Arsène Wenger, defendió asimismo que el City "debería tener la última palabra en cualquier acción disciplinaria" hacia sus jugadores. "Vamos a dejar que el Manchester City ejerza la responsabilidad que tiene en este caso. Estoy seguro que tienen suficiente dinero para pagar a todos los abogados necesarios para que la historia acabe bien", ironizó el técnico de los "Gunners". Por su parte, el italiano Mancini mantuvo su pacto de silencio sobre el enfrentamiento que mantiene con Tévez en la rueda de prensa que hoy ofreció, previa al partido que el City jugará mañana frente a los Wolves.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×