Recibe nuestro newsletter
 

La Tribunera: Planean 'quema' de Markarián y peruanos

La gente está molesta con su Selección. (Foto: depor.pe)
La gente está molesta con su Selección. (Foto: depor.pe)

Redacción | MEDIOTIEMPO
Lima, Perú, sábado 29 de Diciembre del 2012

  • Aficionados incas ya compran muñecos y piñatas con las imágenes del DT de la Selección y algunos de sus jugadores
Los peruanos quemarán muñecos del técnico uruguayo Sergio Markarián y los jugadores Claudio Pizarro (Bayern Munich, Alemania) y Juan Vargas (Génova, Italia) en el último día de diciembre, para celebrar la llegada del año nuevo y con ello mostrar su malestar por el juego de la Selección en 2012.
 
“Pizarro está muy pedido por el penal que falló en el partido Perú vs. Argentina. Al ‘Loco’ Vargas lo quiere quemar bastante gente por borracho”, dijo la comerciante Pierina Cáceres, mientras despachaba una piñata (muñeco) del volante del Génova italiano en el mercado Mesa Redonda, en Lima.
 
El muñeco del técnico uruguayo, que no logró buenos resultados con la Selección inca en los partidos de 2012 por las Eliminatorias Mundialistas rumbo a Brasil 2014, luce renegón y con su frase célebre de la Copa América 2011: “Me tienen podrido”. Y la que le dijo a un hincha tras caer con Chile: “miserable”.
 
El polémico Vargas es vendido vestido con la camiseta del Génova y con la infaltable frase: “Jugamos mal, ¿cuál es problema?”, con la que respondió a los periodistas cuando regresó a Lima tras la derrota como visitante 1-0 ante la Selección Paraguaya, en octubre.
 
Por su parte, el delantero del alemán Bayern Munich, Claudio Pizarro, aparece con un balón en la mano y la inscripción: “Cualquiera se pierde un penal”, recordándole el disparo que falló en el empate 1-1 ante la Selección de Argentina, en Lima, en septiembre.
 
La indisciplina, la irregularidad y la falta de actitud fueron los factores que afectaron, según la prensa local, al equipo dirigido por Markarián, que finalizó el año con ocho puntos y en el penúltimo lugar de la tabla de posiciones de las Eliminatorias en Sudamérica.
 
Las piñatas, que tienen un costo de hasta 15 soles (5.7 dólares), suele colocarse en calles de barrios populares, tanto de Lima como de provincias, minutos antes del advenimiento del nuevo año.
 
El público tiene así la ocasión de dar rienda suelta a su cólera contra los personajes más ingratos del año, a quienes simbólicamente se les da una paliza y luego se los quema en medio de bailes.

[MEDIOTIEMPO]

Comentarios